• Diario Digital | Miércoles, 22 de Noviembre de 2017
  • Actualizado 22:34

Internacional - HEMPSTEAD, LONG ISLAND

“Expandillero” de la Mara Salvatrucha con nexos políticos en El Salvador perdió elecciones en EE.UU., donde quería ser alcalde

Su nexo político con nuestro país es un tal Salvador Gómez Góchez, un personaje de izquierda que intenta con denuedo ser parte del grupo de Nayib Bukele

Henry Salgado
Henry Salgado
“Expandillero” de la Mara Salvatrucha con nexos políticos en El Salvador perdió elecciones en EE.UU., donde quería ser alcalde

Henry Salgado, un “expandillero” con nexos políticos en El Salvador, perdió las elecciones hace algunos meses para la alcaldía de un pueblo que se llama Hempstead, en Long Island. Perdió pese al apoyo de los pandilleros en la Unión Americana, y a sus vínculos con un político de izquierda en El Salvador. Lo que hizo al perder fue cambiarse al partido Demócrata.

El salvadoreño tiene un “pasado” como miembro de la Mara Salvatrucha (MS) y él no lo oculta.

Siendo joven, Salgado vivía en El Salvador junto a su familia en una zona asediada por criminales. "De muchacho tuve la oportunidad de andar entre lo que era el mal y el bien. Al andar en un ambiente donde la mayoría de tus amigos pertenece a pandillas, lo único que puedes aprender es lo malo", dijo el político demócrata en una entrevista para un canal afiliado a la cadena Telemundo.

Precisamente en ese momento, su hermano, quien también era miembro de una estructura criminal, fue asesinado por sus compinches, lo que hizo que su madre lo enviara a Estados Unidos. "Eso me pegó fuerte. A mi hermano lo mataron sus propios amigos, yo conocí a la persona que lo mató", afirmó.

Sin embargo, estando en Nueva York volvió a incorporarse a la MS; "yo busqué cómo aprender inglés y yo me iba a meter a las canchas de básquetbol y a buscar amistades, y me metí en la pandilla", relató.

Más tarde, asegura que su acercamiento a una iglesia le permitió un cambio de vida y con eso comenzó un nuevo andar que incluyó su incursión en la política, inicialmente con el partido Republicano y posteriormente con el Demócrata.

Lo que no ha explicado es cómo le dieron permiso para salir de la pandilla, cuando ha habido tantos asesinatos porque los jovencitos intentan abandonar las filas de los mareros; de ahí que más de alguno infiera que en realidad nunca ha salido de dicha estructura criminal.

Sus vínculos con el FMLN

La historia de Salgado tiene un eslabón político que lo une con El Salvador.

Salgado tiene una relación muy cercana con Salvador Góchez Gómez, un efemelenista que ocupa una plaza en la oficina de promoción de El Salvador (Proesa).

Se ha autopromocionado como un líder dentro de la comunidad salvadoreña en Estados Unidos, aunque fuentes consultadas por El Salvador Times aseguran que Góchez Gómez no mantiene una buena relación con los connacionales en ese país. Y que más bien se trata de un oportunista que, ahora, intenta a todas luces entrar al círculo de Nayib Bukele, a quien incluso ha convencido de que apadrine a un hijo suyo.

Gómez Góchez, además, es uno de los personajes que aparecen en la foto junto a otros miembros del partido efemelenista en el lanzamiento de la empresa Vamos, la competencia de Uber a la que desea regular el gobierno del FMLN.

En las redes sociales se ha criticado mucho que se quiera poner riendas a Uber cuando el FMLN y sus allegados están lanzando una empresa de transporte similar.

Góchez Gómez también es uno de los funcionarios que se ha visto inmerso en el círculo del actual alcalde San Salvador, Nayib Bukele. Se ha informado que son compadres, y es uno de los que intenta estrechar vínculos entre el alcalde capitalino y la comunidad salvadoreña en Estados Unidos, aunque varios connacionales en ese país lo califican como una persona que ha llegado solo "a pescar".

Bukele anunció hace unas semanas su interés por ser presidente de El Salvador, para lo cual se ha rodeado de gente de confianza en El Salvador, otros tantos en Estados Unidos —particularmente en Washington— y algunos disidentes del FMLN.

Los nexos entre Gómez Góchez y el candidato “expandillero” de la Mara Salvatrucha no han pasado inadvertidos para muchos salvadoreños en Estados Unidos, y de ahí su desconfianza hacia este personaje. Incluso, en ciertos círculos no se explican cómo es que Nayib Bukele ha aceptado que Gómez Góchez se acerque a su entorno de confianza.

Otra de las preocupaciones es que Salgado sea aún un pandillero encubierto que busque penetrar las nuevas instancias políticas que se abren en El Salvador teniendo como punta de lanza a su conecte en el país, Salvador Gómez Góchez, de acuerdo a varias fuentes consultadas.

 

Comentarios