• Diario Digital | Martes, 14 de Agosto de 2018
  • Actualizado 07:41

Judiciales - PROCESO JUDICIAL

“El Buda”, el pandillero que fue “vendido” por su mujer a cambio de $5,000

Un abogado que actualmente es procesado informó a unos pandilleros de la MS que "el Buda" era el testigo que estaba colaborando con la Fiscalía, por lo que coordinaron con su pareja sentimental para que lo entregara.

“El Buda”, el pandillero que fue “vendido” por su mujer a cambio de $5,000

Durante varias semanas, un delincuente de la Mara Salvatrucha (MS) identificado con el alias de "Buda" se convirtió en aliado de la Fiscalía General de la República (FGR) para dar con la captura de seis peligrosos criminales de esa estructura que opera en una colonia de San Salvador.

Con detalle, fue revelando a las autoridades la forma de operar, delitos cometidos, ubicación y actividades de sus compinches; el trato era que él recibiría una pena menor por su participación en otros delitos. Gracias a su colaboración, fueron cayendo uno a uno seis miembros de la estructura.

Con lo que "el Buda" no contaba era con que la corrupción en el sistema de justicia le jugaría una mala pasada. Un fiscal de la Unidad Antipandillas de la FGR le informó al abogado Alejandro Amaya, quien actuaba como defensor de los pandilleros detenidos, la identidad del "soplón".

Fue la sentencia para "el Buda".

El fiscal, a quien en el proceso solo se le señala con el nombre de Israel, habría llegado a la casa del abogado para entregarle un folder que contenía la documentación del testigo criteriado; esta información no tardó en llegar a las manos de los pandilleros, que sabían que, como ley de la estructura terrorista, el costo de la traición era una sola: la muerte.

La emboscada

Tras la captura de los compinches del "Buda", este salió huyendo de su casa ubicada en una colonia de Ciudad Delgado, pero en algún momento regresó buscando a Katy, una joven con la cual sostenía una relación sentimental.

Katy le contó a los miembros de la pandilla que este la estaba buscando, supuestamente para no tener revanchismos y porque para ella, la relación ya había terminado.

A los días, la mujer recibió una llamada de "Leo", uno de los cabecillas de la estructura quien estaba recluido en las bartolinas de Ilopango, y le dijo que a cambio de la información, recibiría una "recompensa" de $5,000. Desde entonces, Katy cambió su actitud con su antiguo novio pandillero.

Según la Fiscalía, los pandilleros le daban $100 por cada cita que tenía con "el Buda". La mujer incluso utilizó parte del dinero en pagarle a un brujo para que le ayudara a reconquistar al delincuente.

Finalmente, logró que este la llevara a su casa, en una colonia de Santa Tecla, y con esto consiguió la información que tanto había esperado.

Lo demás fue cuestión de tiempo. Los delincuentes contactaron con una estructura de Santa Tecla para que asumiera "el encargo" de deshacerse del soplón a cambio de un pago de $200.

El plan incluía que Katy citara al "Buda" en la Plaza Merliot con la excusa que quería celebrar la Navidad con él.

Soborno a la policía 

El asesinato del pandillero se  frustró en un primer intento luego de que elementos de la Policía Nacional Civil intervinieran a los dos sicarios cuando se encontraban en una pupusería esperando el aviso de Katy.

Entre los encargados de la ejecución se encontraba el “Snaiper”, quien fue detenido por tener otras órdenes pendientes por delitos de homicidio tentado y amenazas.

Según la información judicial, el "Snaiper" tenía en su billetera $270, además de tres teléfonos celulares y una cadena de oro, las cuales le valieron al delincuente para sobornar a los agentes y no ser trasladados a una bartolina.

Tras ese primer intento, Katy volvió a citar al "Buda" y en esa ocasión, el plan se consumó. Uno, dos, tres disparos en el pecho terminaron con la vida del testigo.

Por el crimen del sujeto actualmente son procesados René Leonidas Quijano, alias "Leo"; William Erenesto Rodríguez, alias "Corrupto", y Kevin Orlando Alvarenga, alias "Maligno". En total, los sujetos son procesados por 29 casos diferentes.

La audiencia de vista pública que se desarrolla en el juzgado especializado de Sentencia “A” se encuentra en la fase de alegatos finales, los cuales se tiene previsto que finalicen en los próximos días.

Comentarios