• Diario Digital | Miércoles, 23 de Mayo de 2018
  • Actualizado 06:59

Sucesos - SAN SALVADOR

Alumno del exclusivo colegio Highlands recibe brutal golpiza y será sometido a una cirugía en la cabeza

El joven resultó con fracturas en el tabique nasal y cráneo, además de presentar desprendimiento de corteza cerebral y daño ocular. El joven ya fue dado de alta pero le programaron una cirugía para los próximos días. 

Foto: Facebook del colegio Highlands
Foto: Facebook del colegio Highlands
Alumno del exclusivo colegio Highlands recibe brutal golpiza y será sometido a una cirugía en la cabeza

Un grupo de estudiantes agredió a un compañero al interior del colegio Highlands, institución privada ubicada en San Salvador, a un costado de Casa Presidencial; el joven resultó con fracturas en el tabique nasal y en el cráneo, además de presentar desprendimiento de corteza cerebral y daño ocular. El joven fue ingresado en un centro asistencial debido a la gravedad de las lesiones.

El incidente ocurrió el día miércoles 9 de mayo al interior de las instalaciones del centro educativo, que es parte de la red internacional Samper Altius, que pertenece a los Legionarios de Cristo.

Fuentes consultadas por El Salvador Times relatan que un joven se encontraba en uno de los baños de la institución cuando tres estudiantes ingresaron a los baños y comenzaron a lanzarle papel higiénico mojado que recogieron del piso. El joven atacado se enojó y se quitó el cinturón de su pantalón para amenazar a sus compañeros con tal que lo dejaran de ultrajar. 

Al ver esto, los tres compañeros reaccionaron y dos de ellos lo sujetaron y lo inmovilizaron mientras el otro le quitó el cincho y se lo colocó en el cuello —según la fuente consultada por El Salvador Times— “con la intención de ahorcarlo”. 

No conformes con eso, los revoltosos comenzaron a golpearlo. En un momento del pleito, uno de ellos le dio una patada en el rostro. Luego del impacto el joven quedó inconsciente. La fuente consultada asume que quien le pegó la patada tiene conocimiento de algún estilo de lucha, por la fuerza de la misma; fue ese golpe el que ocasionó las fracturas que el estudiante tiene.

Luego de eso, los hechos no están claros. En redes sociales, varios padres de familia que alertaron sobre el caso presumen que el joven, inconsciente, cayó al suelo y se agravó las heridas por el impacto de la caída. Otra versión siguiere que el estudiante, luego de la agresión, cayó por unas escaleras, pero no se logró confirmar esta versión. 

Posteriormente el joven fue llevado en estado de gravedad a un hospital donde fue tratado por las fracturas y golpes. El joven fue dado de alta el día 11 de mayo, pero se programó una cirugía en los próximos días, dijo una persona que conoce el caso de cerca.

Por lo acontecido, la familia interpuso una denuncia ante la Fiscalía General de la República (FGR) para que se investiguen los hechos. Una fuente fiscal confirmó que será la Unidad Fiscal Penal Juvenil la que se encargue de la situación.

Jóvenes con antecedentes violentos

La fuente indicó a El Salvador Times que el principal agresor es un joven que tiene antecedentes de violencia, al punto que anteriormente fue expulsado de otro colegio bilingüe por hechos similares. Incluso refirió que en una ocasión se fue a los golpes con otro estudiante durante un partido de fútbol sin que recibiera algún tipo de castigo por parte de las autoridades estudiantiles.

En Facebook también se pueden leer otras referencias a los alumnos. Una de las personas asegura que la víctima también es un alumno problemático, quien también ha sido expulsado anteriormente por problemas de conducta.

“No creería que la Fiscalía (deba involucrarse)”

Un sacerdote de la congregación Legionarios de Cristo, a la que pertenece la institución, comentó al ver la denuncia en Facebook que, a su criterio, el caso no debería llegar hasta la Fiscalía (es decir, que no sea juzgado penalmente) y prefirió recomendar que la situación “se viva de forma cristiana”. 

“Desde que llegué a El Salvador, el miércoles, es un tema que las autoridades del colegio han estado atendiendo y todos los responsables nos hemos involucrado para resolver la situación y especialmente acompañando tanto a las familias como alumnos involucrados, especialmente con nuestra oración y que se viva esta situación de forma cristiana”, escribió el sacerdote Dennis Doren Lahr. 

El mismo religioso refirió que si llega a instancias judiciales, “ambos niños podrían salir perjudicados y sería un desgaste en todo sentido para las familias”. Sin embargo, aceptó que “es un acto que no se puede aceptar... Habrá consecuencias para los implicados y que todos aprendan una lección”, escribió.

Ya que la institución no se ha pronunciado, El Salvador Times intentó comunicarse con el colegio para conocer la posición de las autoridades, pero no se tuvo respuesta.

Comentarios