• Diario Digital | Martes, 20 de Febrero de 2018
  • Actualizado 07:39

Sucesos - SE LES REALIZARÁ ADN

"Aún no me han confirmado si son mis hijos, la Policía no me ha dicho nada": madre de tres mecánicos desaparecidos

Los tres hombres eran mecánicos de profesión y se sospecha que los cuerpos encontrados en son de ellos.

Fotos cortesía Noticias 4Visión
Fotos cortesía Noticias 4Visión
"Aún no me han confirmado si son mis hijos, la Policía no me ha dicho nada": madre de tres mecánicos desaparecidos

A 12 días de haber desaparecido tres hermanos en las cercanías del Mercado Colón de Santa Ana, su madre, doña Liliana sigue con la incertidumbre sobre el paradero de ellos y si aún están con vida.

El calvario comenzó el viernes pasado, cuando se encontró la camioneta en la que los tres jóvenes fueron privados de libertad. El automotor fue hallado en el cantón Cutumay Camones, en las riberas de un río en la hacienda San Francisco de Santa Ana norte.

"Aún no me han confirmado si son mis hijos, la Policía no me ha dicho nada.", expresa doña Liliana con angustia.

Ninguno de los tres desaparecidos superan los 30 años. Los hijos por los que reza doña Liliana para que aparezcan son Jaime Ernesto, de 22, el más joven. Luego le sigue Óscar Alejandro, de 24, y el mayor, José Mario de 27, todos de apellidos Salazar Serrano.

Ese mismo viernes también encontraron en la misma a zona a tres cuerpos que presuntamente podrían corresponder al de los hermanos Salazar Serrano. 

No obstante, ese hallazgo la Policía no ha dado información alguna a la angustiada madre, según lo confirmó este domingo a El Salvador Times.

"Me siento indignada con las autoridades porque no me han dicho nada, ningún investigador ha llegado a la casa a decirme si son mis hijos", lamentó.

Eso sí, la mujer comentó que cuando estaban realizando las excarvaciones en Cutumay Camones, unos amigos llegaron al lugar y ellos dijeron haber identificado que los cadáveres correspondían a los hermanos. Aunque ella sigue esperando una voz oficial.

Esta no sería la única vez que la madre siente indiferencia por parte de las autoridades, porque asegura que hasta que pasaron 10 días de desaparecidos los muchachos, las autoridades tomaron declaraciones a la esposa de uno de ellos.

"Se les pide ayuda y cuando una los necesita no los encuentra. Cuando vimos que estaban desaparecidos llamamos a la Policía y no nos hicieron caso, dijeron que quizá andaban bolos o emparrandados", criticó.

La mujer asegura que sus hijos eran religiosos: "Ellos asistían a la iglesia evangélica Monte Jerisin. Toda la comunidad se ha unido en oración", sostuvo.

Posición de la Policía

Por su parte, la Policía, a través de un jefe policial, aclaró que no se les ha llamado porque aún no están seguros de que sean los hermanos Salazar Serrano.

El jefe de la corporación policial dijo que por medio de Medicina Legal y Fiscalía se acordó no confirmar o desmentir que fueran los tres mecanismos hasta realizarles el examen de ADN.

"Es irresponsable decirle a ella que son ellos sin antes estar seguros. Solo un golpe de suerte puede llevarse a descubrir un caso de inmediato", argumentó la fuente policial.

Contó que fue el 30 de enero en horas de la madrugada en que la madre de los jóvenes fue a interponer la denuncia, un día después en que fueron privados.

El jefe policial explicó que se presume que los tres jóvenes fueron privados de libertad en horas del medió día y en la tarde los asesinaron. Sin embargo, la condición en la que encontraron los cadáveres no permitió determinar inmediatamente si correspondían a los tres hombres.

"Cuando fueron sacados los cuerpos estaban irreconocibles ya que sus rostros estaban desfigurados", indicó.

El lugar donde fueron privados de libertad predomina la pandilla del barrio 18 Revolucionarios, al igual en la zona donde fue localizada la camioneta y los cadáveres.

Comentarios