• Diario Digital | sábado, 10 de abril de 2021
  • Actualizado 21:03

Política - Críticas

Grupo empresarial enquistado en dirigencia del FMLN daña al partido, dice Eugenio Chicas

También dijo que las denuncias internas sobre posibles actos de corrupción fueron calladas por miedo a la opinión pública. 
Foto: archivo Canal 10.
Grupo empresarial enquistado en dirigencia del FMLN daña al partido, dice Eugenio Chicas

El exsecretario de Comunicaciones de la Presidencia y excandidato a diputado al Parlacen por el FMLN, Eugenio Chicas, valoró las causas de la debacle efemelenista e indicó que una de ellas tiene que ver con un grupo empresarial enquistado en la dirigencia.

Desde la elección presidencial de 2014, en la que ganó Salvador Sánchez Cerén, el partido rojo ha ido en caída libre en cuanto a votos obtenidos, tocando fondo el 28 de febrero de 2021, en las elecciones de diputados a la Asamblea Legislativa, de la solo consiguió cuatro diputados.

“Desde la elección de 2015, posterior a la presidencial de 2014, nos dieron un descenso. Posteriormente fue la elección de 2018. Después vino el golpe fuerte de perder la Presidencia en 2019 y luego el colapso de 2021. No fue en un acto, sino en un proceso de varios telones en que la sociedad salvadoreña nos fue dando las señales”, dijo el efemelenista.

Para Chicas, las causas de la debacle pasan porque en su momento no escucharon a las voces disidentes que advertían que algo no se estaba haciendo bien.

“Hubo señales de descomposición, porque no se le puede llamar de otra manera, dentro del gobierno, de nuestro gobierno, y dentro de nuestro partido. Esas señales estaban vinculadas a signos de corrupción… nos faltó entereza, valentía como gobierno y partido en aquellas señales de corrupción que empezaba a haber en nuestras filas, en resolverlas, en denunciarlas”, explicó.

Ante los problemas de posibles actos de corrupción, la decisión a la que el partido llegó fue no denunciarlos por temor a la opinión pública, cuestión que Chicas señala como una equivocación.

“Ese es el error, gravísimo error, es el principio aquel de que los trapos sucios se lavan en casa y 'como es compa, vamos a tratar eso adentro’. Y la vida nos ha dado una enorme lección. Las cosas de política no pueden ser internas… tienen que ser aspectos para tratarse internamente. No pudimos tratar temas de nepotismo. Estos aspectos se fueron acumulando”, continuó.

Otro de los problemas, explicó Chicas, es que un grupo empresarial fue copando espacios de la dirigencia y por tanto tenía el poder de decisión. En el FMLN, el grupo empresarial de efemelenistas que dirigieron Alba Petróleos fue el más conocido durante los años en que este partido gobernó El Salvador. Chicas, sin embargo, no quiso mencionar nombres.

“En un partido de izquierda pueden surgir empresarios, porque ser empresario no es un hecho que descalifique a nadie y sobre todo si las iniciativas se hacen legítimamente y apegadas a ley. El problema que tuvimos y tenemos en el FMLN es que un grupo empresarial se empezó a enquistar en el partido y a utilizar recursos de sus empresas para cargar los dados de decisión en el partido y para distorsionar la estrategia política del partido”, denunció Chicas.

Por la distorsión de la estrategia, Chicas se refirió a lo que sucede cuando se pierde la noción de quiénes son los aliados y quiénes los adversarios: “Por ejemplo, es conocido que ese grupo empresarial que se enquistó dentro del FMLN tiene negocios con grupos empresariales que están enquistados en el actual gobierno y eso rompió una tela de separación entre los que son claramente aliados y adversarios políticos”.

“Con este gobierno como adversarios políticos, tenemos ideas diferentes; por lo tanto, cuando hay un grupo enquistado en el FMLN que tiene negocios, que no define una postura pública clara respecto a la caracterización de este régimen, se te empieza a hacer agua la estrategia. Prominentes dirigentes de ese grupo enquistado económico en el FMLN ni durante la campaña ni antes, ni después, no los he visto sudando la camiseta o asumiendo posturas claras de denuncia sobre los excesos o arbitrariedades de Bukele”, reclamó.

A partir del 1 de mayo, el FMLN solo tendrá cuatro escaños en la Asamblea Legislativa, cifra que condena a este partido político a la irrelevancia en la toma de decisiones parlamentarias.

Comentarios