• Diario Digital | martes, 25 de enero de 2022
  • Actualizado 01:56

Servicios - Entrevista

Mercadóloga en cuarentena: El encierro me enseñó que hay que valorar la vida, la familia y a mí misma

Lo que he aprendido es que hay que valorar mucho la vida, la familia el medio ambiente, las personas que están con uno, acercarme más a Dios, quererme y valorarme a mi misma.

Ana Eugenia
Imagen de referencia.
Mercadóloga en cuarentena: El encierro me enseñó que hay que valorar la vida, la familia y a mí misma

Ana Eugenia, de 49 años, es una profesional independiente que trabaja en el área de Mercadeo. Ella, al igual que otras personas, ha cumplido una cuarentena desde que el gobierno anunció las medidas de confinamiento el 13 de marzo.

Graduada de una universidad privada y trabajando por cuenta propia desde hace más de siete años ha realizado pruebas de productos, entrevistas a profundidad y “cliente misterioso” para diferentes marcas.

La profesional de Mercadeo conversó con El Salvador Times sobre cómo le han cambiado su rutina de trabajo estos meses de cuarentena, su convivencia con su familia y las lecciones que le ha dejado la pandemia del coronavirus.

Aseguró que hay que valorar más la vida, la familia, el medio ambiente, cuidar de su salud, pero sobre todo valorarse así misma.

Dijo a este medio que en estos tres meses muchas personas tomaron malas decisiones como suicidarse por no creer o no confiar en Dios, ante esa situación aseguró que es importante orar en estos días. 

¿Cuánto tiempo ha estado en cuarentena?  

Yo sigo en cuarentena pues paso todo el día en casa con labores de mi trabajo y labores de casa, pero la cuarentena más estricta la viví desde el 15 de marzo hasta el 13 de mayo.

¿Cómo ha sido su vida durante estos meses encerrada por la cuarentena?

Al principio sin entender por qué era tan estricto el confinamiento, pues no sabia nada del virus y empezaban a explicar sobre la pandemia y el Covid 19. Me ha costado bastante cambiar la rutina pues es bastante estresante pasar tantas horas en la casa sin salir para nada y haciendo el oficio de la casa. Esos días fueron un poco tediosos y cansados.

¿El encierro le ha afectado su salud emocional y mental?

Sí me ha afectado la salud, pues el estrés y el no salir ha hecho que me aparezca mi problema de alergia en la piel, me ha vuelto a dar rosacéa (enfermedad que afecta la piel y ojos) y el colón me ha dado problemas y siento que no me ha trabajado normal; de hecho, tengo que ir al médico.

¿Cuánto tiempo estuvo sin trabajo en esta cuarentena y desde cuándo empezó a trabajar?

Casi dos meses estuve sin empleo, pues he vuelto a mis actividades laborales el 13 de mayo, un poco lento el trabajo ya que muchas agencias de mercadeo se han visto afectadas por falta de estudios.

¿Cómo ha sido la convivencia con su familia en estos tres meses?

Creería que buena, días bien, días no tanto porque muchas veces uno se altera o alguno de mis familiares, pero rescato que me ha ayudado a estar más cerca de ellos, sobre todo de mi madre que le he podido ayudar mucho.

¿Qué es lo que ha aprendido durante este encierro por el coronavirus?

Lo que he aprendido es que hay que valorar mucho la vida, la familia el medio ambiente, las personas que están con uno, acercarme más a Dios, quererme y valorarme a mi misma.

¿Qué lecciones le deja la cuarentena debido al Covid-19?

Que hay que valorar la vida y todo lo que nos rodea, que tenemos que cuidarnos mucho la salud pues cuando uno pasa los 40 años le tiene que prestar atención a la salud. Que uno no es para siempre y es un ser muy efímero que fácilmente nos podemos morir, que hay que amar más, hacer lo que a uno más le gusta, disfrutar el día a día con lo mucho o poco que se tenga y de sobremanera tratar de ser un buen humano

Comentarios