• Diario Digital | viernes, 20 de mayo de 2022
  • Actualizado 07:02

Sucesos - Covid-19

Dos ciudadanos rompieron cuarentena para ir a comprar barriles de cerveza en Ilopango

Son 58 los ciudadanos que han roto el aislamiento en los primeros dos días de cuarentena especial.
Control de noche
Dos ciudadanos rompieron cuarentena para ir a comprar barriles de cerveza en Ilopango

Cincuenta y ocho salvadoreños han sido sorprendidos por las autoridades de seguridad pública violentando la “cuarentena especial”, por lo que han sido trasladados a diferentes clínicas médicas para su evaluación donde se determinará si son enviados a los centros de contención.

Entre los detectados está el caso de dos ciudadanos en Ilopango que salieron de sus casas, en un día en que les estaba permitido circular, para ir a comprar cerveza.

“En Ilopango se localizaron a dos personas con dos barriles llenos de cervezas y digo barriles porque ni siquiera lo llevaban en líquido, sino en latas y eran barriles con gran cantidad de cervezas al interior”, dijo un policía, quien lamentó que “siempre habemos personas desobedientes”.

Otras situaciones que han vivido es que algunos ciudadanos no han justificado su presencia en las calles y han insultado a los agentes policiales cuando estos les han preguntado por los documentos.

Sobre las personas que han sido trasladadas a las instalaciones médicas dijo que han sido en diferentes departamentos.

“Hablamos de los departamentos de San Salvador, La Libertad, Usulután, Morazán, San Miguel, La Unión, entre otros. La PNC seguirá trabajando con la finalidad de ayudar a las familias salvadoreñas de una forma solidaria y poder salvar vidas evitando mayor cantidad de contagios”, dijo el jefe de la PNC.

Los datos corresponden a las primeras 48 horas desde que se endurecieron las medidas de restricción y se suspendió el servicio de transporte colectivo.

Talleres abiertos

Por su parte el ministro de Defensa, René Merino, explicó que los militares están apoyando a la PNC con presencia en los mercados, bancos y centros comerciales en los que hay instalaciones autorizadas para funcionar, límites de los municipios, puestos de control vehicular, puntos ciegos y centros de contención.

En las tareas que se desarrollan descubrieron que unos talleres estaban abiertos en la ciudad de Santa Tecla y en compañía de agentes policiales se les pidió a los propietarios que cerraran los negocios.

“Recordemos que cuando se está realizando una actividad que no está en el decreto, esto hace que más gente salga y pueda exponerse al virus”, indicó Merino.

El Ministro dijo que en los controles en los que participa la Fuerza Armada solo detectaron a tres personas circulando con números de DUI diferentes a los que se les autorizaba circular.

Comentarios