• Diario Digital | miércoles, 20 de octubre de 2021
  • Actualizado 16:41

Sucesos - Mañana del lunes

Marta, la empleada que se dirigía a su trabajo y murió atropellada en una gasolinera de Ciudad Delgado

“Sí, le marqué y no me contestó; y le marqué al trabajo y tampoco. ¡Ay no, voy ir a ver —dije— y me encontré con ella ahí”, explicó entre lágrimas la hermana de la víctima.

Marta Osorio
Foto tomada de la Cruz Roja
Marta, la empleada que se dirigía a su trabajo y murió atropellada en una gasolinera de Ciudad Delgado

Marta Osorio tenía 43 años cuando salió de su casa, como todos los días solía hacer, para abordar el bus que la trasladaría hasta las cercanías de su trabajo. Era una mujer responsable en sus labores.

Eran las 7:30 de la mañana del lunes cuando salió para abordar el bus de la ruta 4 en el kilómetro 5 de la carretera Troncal del Norte, en Ciudad Delgado. No iba a llegar a su destino. 

Al transitar cerca de la gasolinera D-Gas, el conductor de la rastra C 119-802 perdió el control del trailer porque la carretera estaba lisa y, entonces, la atropelló; cerca de ella iba un anciano que tenía ya predestinada la muerte para ese momento.

Su padre y su hermana, al enterarse por una vecina del fatal accidente acudieron de inmediato al lugar del siniestro.

"A agarrar el bus de la cuatro iba, y a trabajar se dirigía", detalló Martín Alfredo Osorio, padre de Marta mientras intentaba lograr un poco de resignación.

"Me enteré por una vecina. A ella le dijeron que una muchacha que iba de camisa blanca y que salía de ese lado fue atropellada y estaba muerta", dijo Ester Osorio, hermana de la víctima, mientras sollozaba del dolor.

"Sí, le marqué y no me contestó; y le marqué al trabajo y tampoco. ¡Ay no voy ir a ver —dije— y me encontré con ella ahí", dijo entre lágrimas Ester.

"Dios es el que va obrar en nuestros corazones para poder soportar esto. Yo sé que es bien difícil la ausencia de un familiar", expresó la hermana de la víctima.

Comentarios