• Diario Digital | martes, 15 de octubre de 2019
  • Actualizado 07:44

Sucesos - APANECA, AHUACHAPÁN

VIDEO: Familiares y amigos despiden a la madre del niño abandonado en una finca, que habría sido asesinada por su expareja

El entierro estaba programado entre las 10:00 de la mañana del miércoles en el cementerio general del municipio de Apaneca, en Ahuachapán.

 

Foto cortesía de un familiar
Foto cortesía de un familiar
VIDEO: Familiares y amigos despiden a la madre del niño abandonado en una finca, que habría sido asesinada por su expareja

Familiares, amigos, conocidos y vecinos asistieron al entierro de la madre del niño abandonado en una finca, que habría sido asesinada y desfigurada del rostro por su expareja la semana pasada en la carretera que conduce de Ahuachapán hacia el municipio de Ataco.

El entierro estaba programado entre las 10:00 de la mañana del miércoles en el cementerio general del municipio de Apaneca, en Ahuachapán.

Después de haber sido reconocido y entregado el cadáver a los padres de la mujer, estos la retiraron de Medicina Legal y posteriormente fue velada en la casa de los abuelos quienes también residen en el mismo municipio.

Desde ese lugar, salieron una gran cantidad de personas en caravana hacia el cementerio. El carro fúnebre iba con los restos de la joven y se entonaban cánticos cristianos en el camino.

Un familiar de la joven manifestó que casi todo el pueblo de Apaneca iba acompañando el carro fúnebre para darle el último adiós a su familiar.

Melvy Fernanda Nájera Quezada, de 23 años de edad, fue encontrada asesinada el viernes 1 de febrero a 100 metros del beneficio Molina, carretera que conduce de Ahuachapán hacia el municipio de Ataco. Su rostro estaba desfigurado, cuyas herias fueron provocadas con cuchillo.

La Policía presume que el hechor fue el excompañero de vida, un joven de 19 años, quien no ha sido localizado.

Tres días después del crimen de Nájera, fue encontrado el niño de un año y medio que ella procreó junto al sospechoso, según los últimos reportes policiales.

Comentarios