• Diario Digital | sábado, 25 de junio de 2022
  • Actualizado 00:00

Sucesos - Vendedores se oponen

Vigilante del Mercado Central: Nos quieren sacar para que los pandilleros cobren la renta sin problemas

Los vigilantes dicen que no se consideran en guerra con los pandilleros, aunque admiten que en los ataques no se van a quedar con las manos cruzadas.

Vigilante
Vigilante del Mercado Central: Nos quieren sacar para que los pandilleros cobren la renta sin problemas

En los últimos años, la empresa de seguridad AVIMCES se ha convertido en el principal aliado de los comerciantes del Mercado Central quienes se niegan a que la empresa deje de funcionar en este lugar tal y como le gustaría a la Alcaldía de San Salvador y a la Policía Nacional Civil (PNC).

Los vigilantes de AVIMCES señalan que su salida del lugar facilitará que los pandilleros puedan actuar libremente, ya que si bien es cierto hay presencia policial a veces esta es burlada por los delincuentes.

“Nunca va a ser lo mismo una patrulla que anda por diferentes zonas del mercado a nosotros que estamos en el lugar y que conocemos quiénes son los mareros que llegan a recoger la renta”, aseguró uno de los empleados que declinó dar su nombre.

A nombre de la empresa, el vigilante responsabiliza a las autoridades de querer afectar su trabajo en los mercados capitalinos.

“Ellos (PNC y CAM) nos quieren sacar, porque los mareros entran a poner renta y nosotros no los permitimos”, aseguró el vigilante.

¿Una guerra con las pandillas?

Al ser cuestionado sobre una posible guerra con las pandillas, este empleado estimó que no se ha dicho nada en la empresa, pero tampoco están dispuesto a tolerar que se cometan delitos frente a ellos.

“Estamos para mantener el orden, pero hay situaciones que llevan a quitar la vida,  aunque quien decide eso es Dios”, remarcó el consultado que estaba próximo a cumplir su turno de 24 horas al momento de la entrevista.

“Para matar mareros está la Policía; nosotros no somos autoridad y no podemos actuar de esa manera”, subrayó la fuente.

Las autoridades del Centro Histórico han tenido constantes reuniones con este grupo de vigilantes a quienes llegaron a advertir que la PNC, por ley, podía clausurar la empresa por 15 días, mientras se realizan investigaciones.

Sobre la versión de que hay pandilleros dentro de la empresa, el vigilante aseguró: “No tenemos vínculos con esa gente, somos leales al usuario”, sentenció.

El exalcalde de San Salvador, Norman Quijano, recordó recientemente que cuando él ingresó a la alcaldía en 2009 una de sus primeras labores fue reforzar a esta empresa de seguridad que con cerca de 176 efectivos vigila las zonas de los mercados Central, Sagrado Corazón y San Miguelito.

Comentarios