• Diario Digital | martes, 20 de agosto de 2019
  • Actualizado 20:46

¿El sistema de salud en la mira?

¿El sistema de salud en la mira?

Al comienzo creí que era una gresca entre el sindicato y grupos de pacientes que exigían sus derechos, y el cuerpo de médicos y enfermeras. El ambiente lo sentía tenso, pero había respeto en el uso de las palabras y los argumentos, los testimonios no eran simples especulaciones o rumores, habían nombres, fechas y situaciones concretas sobre atención a los pacientes, tiempos de espera, entrega de recetas y medicamentos, actitud de los médicos y enfermeras con respecto al desarrollo de los protocolos de atención, en fin toda una evaluación en regla sobre calidad, calidez y equidad en el trato.

Realmente me sorprendió ver aquel grupo de gente, dialogar, discutir, debatir sobre situaciones que diariamente se observan en las unidades de salud del gran San Salvador.

El ejercicio de control no era una cosa esporádica, sino eventos planeados con la aplicación de herramientas de evaluación sobre diversos aspectos administrativos, técnicos y médicos de cada uno de las unidades de salud evaluadas. Las personas de la zona se habían organizado, formado un comité de control de atención básica de la salud y habían informado sobre las quejas más usuales en la unidad de salud, habían preparado con ayuda de un técnico las encuestas, las habían aplicado y luego procesado, así habían elaborado un diagnostico basado en la realidad cotidiana. 

Habían procesado una gran cantidad de datos que les permitía tener una visión integral lo más cercana posible a la realidad, que día a día viven miles de usuarios en las unidades de salud del Gran San Salvador.Si mal no recuerdo, 4 unidades de salud habían sido evaluadas y para sorpresa la que menos personal, tenía era la que mejor atención brindaba.

Estos comités integrados mayoritariamente por mujeres, llegaban casi de sorpresa a la unidad de salud que les correspondía y pasaban las encuestas, sorteando dificultades para ingresar y hacer su trabajo, no  sin antes explicar que su actividad estaba vinculada a una reforma de salud que les ampara para ejecutar estos tipos de control sobre la gestión pública.

Creo que esta acción, viene por los constantes quejas que los usuarios del sistema de salud manifiestan,  debido al maltrato que reciben de algún personal, la escasez de medicinas, la larga espera para que lo atiendan y tantas otros detalles de trato humano que la población resiente y no tiene un canal de expresión que convierta esas situaciones en un compromiso serio para solventar la situación.

Eso era lo que yo observe: Los comités de control del Foro Nacional de Salud, estaban exponiendo los resultados de su investigación, ante jefes y funcionario de las unidades evaluadas; con fechas, nombres, horas y situaciones precisas. 

Sería interesante y beneficioso para la gestión pública que todos los ministerios del gobierno permitieran que se aplicaran la recién creada ley de participación ciudadana para que la ciudadanía, realizara  evaluaciones y diera seguimiento al funcionamiento de estas instituciones., les manda, especialmente para que algunos  funcionarios y empleados; muchos de los cuales tienen larga tradición de usufructuar para bien personal los recursos del Estado, maltrato al usuario, actitudes pedantes y de soberbia manifiestos, holgazanería, desperdicio de tiempo y de recursos provenientes de los impuestos que aportamos todos. 

Realmente el escrutinio ciudadano debe verse y realizarse como un ejercicio de fortalecimiento de los valores ciudadanos, no como parte de una vendetta, critica insana o  línea política en detrimento del adversario; sino como una forma de co-responsabilidad y búsqueda en la praxis de trasparencia, eficacia y eficiencia en los servicios públicos que el Estado está obligado a brindar a sus habitantes con eficiencia, calidad y calidez.