• Diario Digital | miércoles, 26 de febrero de 2020
  • Actualizado 01:02

Deportes - SONSONATE

Boxeador salvadoreño de 22 años muere por “zumba” de dos años

Sus compañeros lo aconsejaban para que dejara de tomar, pero comenzó a faltar a los entrenos. 
Imagen de referencia.
Imagen de referencia.
Boxeador salvadoreño de 22 años muere por “zumba” de dos años

Un joven boxeador de 22 años murió el jueves 2 de enero en el hospital Jorge Mazzini, en la ciudad de Sonsonate, después de años de consumo desmedido de bebidas alcohólicas.

Ahora, la familia y amigos del muchacho lloran su muerte y lamentan que deje una hija en la orfandad. 

Amigos de Balmore A.A., quien era originario de la colonia Buenos Aires II, lo recuerdan con cariño y dicen que siempre estuvo lleno de energía; sin embargo, lamentan que haya sido presa del alcohol desde muy temprana edad.

Su interés en el “box” lo llevó a los entrenamientos que comanda la Federación Salvadoreña de Boxeo (Fesalbox), donde pudo compartir experiencias con otros jóvenes y fue instruido de manera técnica.

El talento de Balmore le sirvió para ser tomado en cuenta en diversas competencias nacionales que organizaba tanto la Federación como el Instituto Nacional de los Deportes (Indes); sin embargo, su progresión se vio cortada.

Faltaba a los entrenos por ir a tomar

Quienes lo conocieron relataron que comenzó a faltar a las prácticas de boxeo por andar consumiendo bebidas alcohólicas; el detalle es que esa situación se iba agravando con el tiempo a pesar de que sus amigos y compañeros lo aconsejaron para que dejara de hacerlo. 

No obstante, el joven atleta no prestó atención a las palabras de sus compañeros, llegó al punto que según uno de sus amigos hasta “era raro verlo sano”.

“Llevaba años de haber caído en el vicio del alcohol, era raro verlo sano. Lamentable, porque era muy joven”, expresó otro conocido.

Los problemas que Balmore tenía por el consumo desmedido de bebida alcohólicas fue del conocimiento de los entrenadores y de las autoridades de la Fesalbox.

“El entrenador del joven me dijo que tenía como dos años de andar en zumba, que ya estaba llegando al tercero”, comentó una fuente de la Federación.

Gerson Linares, presidente de la Fesalbox, lamentó que la vida por delante que tenía el joven de 22 años haya caído por los vicios que finalmente lo alejaron de su pasión como boxeador.

“Participó en niveles nacionales. Sonsonate se caracteriza por tener deporte, la gente de Sonsonate es fuerte, al igual que la de San Miguel, él participó en torneos nacionales”, agregó Linares.

Una fuente cercana al joven indicó que deja en la orfandad a su pequeña hija; sin embargo, no detalló la edad.

“El fin de la Federación es cambiar vicios por hábitos”

Linares explicó que como Federación buscan mantener a los jóvenes ocupados en actividades deportivas para alejarlos de los malos pasos y de cualquier vicio para que durante esa etapa gocen de buena salud y alejado de la delincuencia.

“El fin de la Federación es cambiar vicios por hábitos, si usted tienen un vicio lo va a cambiar por el hábito de entrenar, mañana, tarde y noche media vez usted se compromete en el deporte. Invitar a la juventud a cambiar vicios por hábitos, si lo pueden hacer por el boxeo mucho que mejor”, expresó Linares.

Comentarios