• Diario Digital | viernes, 23 de agosto de 2019
  • Actualizado 18:21

Deportes - SEMIFINALES

Liverpool hace la hombrada, anota cuatro goles en Anfield y deja fuera de la Liga de Campeones de Europa al Barcelona

Con dos goles de Divock Origi y otros dos tantos de Georginio Wijnaldum, el Liverpool le dio vuelta al marcador del partido de ida (3-0) y avanzó a la final de la Liga de Campeones de Europa. El árbitro turco Cüneyt Çakir dio cinco minutos de tiempo extra, pero la pizarra no se movió más. 

Foto cortesía
Foto cortesía
Liverpool hace la hombrada, anota cuatro goles en Anfield y deja fuera de la Liga de Campeones de Europa al Barcelona

El Liverpool de Inglaterra venció 4-0 al Barcelona en el partido de vuelta de las semifinales de la Liga de Campeones de Europa y avanzó a la final del torneo, donde se medirá al ganador del duelo entre el Ajax de Holanda y el Tottenham del Inglaterra. 

El Liverpool se puso a ganar desde el minuto siete con gol de Divock Origi, quien se encontró un balón por el sector izquierdo del terreno de juego y remató para poner arriba a su equipo. El futbolista belga de ascendencia keniata, aprovechó el rechazo del portero del Barcelona, Ter Stegen, quien soltó la pelota ante el ataque de los locales, que minutos antes habían tenido otra oportunidad de gol.

Si bien el Barcelona venía de ganar 3-0 en el partido de ida, el Liverpool adelantó que en casa buscaría dar la sorpresa. Y lo estaba logrando, con la primera llegada, y luego con el tanto de Origi para el 1-3.

A pesar de la ventaja conseguida en el Camp Nou, los jugadores del Barcelona adelantaron que el juego de vuelta sería difícil. El partido fue especial para Luis Suárez, autor de un gol en el Camp Nou, y para Philippe Coutinho, que regresaron a Anfield tras dejar ambos el Liverpool para fichar por el Barcelona, en verano de 2014 y enero de 2018 respectivamente. 

Luego del tanto de Origi, el Liverpool continuó presionando, pero los visitantes se pararon mejor en el terreno de juego, principalmente el portero Stegen, que ahogó varios gritos de gol. 

Al minuto 35, el partido era parejo, ya que Liverpool renunció a la ofensiva, lo que le permitió a los barcelonistas recomponer sus líneas y verse mejor. En el partido de este martes el local Liverpool alineó con Alisson; Alexander-Arnold, Matip, Van Dijk, Robertson; Fabinho, Henderson, Milner; Shaqiri, Mané y Origi, mientras que el Barcelona lo hizo con Stegen; Sergi Roberto, Piqué, Lenglet, Jordi Alba; Busquets, Rakitic, Arturo Vidal; Messi, Luis Suárez y Coutinho. 

Los minutos finales del primer tiempo fueron para el Barcelona, pero no pudo aprovechar. Las llegadas de Lionel Messi y de Jordi Alba incomodaron a los Reds, pero en el fondo estaba el gigantón Alisson, quien llegó en el momento adecuado y evitó el empate.

Para la segunda mitad el Liverpool regresó con un objetivo más claro. Georginio Gregion Emile Wijnaldum​ anotó a los minutos 54 y 56. El público presente en Anfield enloqueció. El jugador nacido en Surinam celebró, pero lo hizo de forma discreta. Los Reds estaban a un gol para conseguir el pase.

Al minuto 70 las cosas seguían igual. Messi tuvo una de tiro libre, pero no anotó. Liverpool era mejor en el terreno de juego. 

Origi repitió al minuto 79, luego de aprovechar un balón que le llegó desde la derecha. El espigado jugado, solo la tocó y colocó al fondo de la cabaña para el 4-0. El objetivo se estaba logrando, y dejando al favorito Barcelona fue la competencia más importante de clubes de Europa. 

En adelante, el Liverpool se dedicó a manejar al balón y a cuidar el resultado, y de paso el baleto a la final, donde avanzará el Ajax de Holanda o el Tottenham de Inglaterra. 

La figura del Liverpool, Mohamed Salah estuvo en el estadio, pero no jugó. El cuerpo técnico lo descartó desde el lunes, por lesión, pero al final no le hizo falta a sus compañeros que supieron hacer bien el trabajo. También estuvo como espectador el legendario Steven Gerrard, quien fue capitán del equipo, pero no consiguió ser tan protagonista como los jugadores actuales. 

Comentarios