• Diario Digital | lunes, 20 de mayo de 2024
  • Actualizado 00:00

Internacionales - Estados Unidos

Niño se suicida por "bullying" y deja una carta de despedida: "Me rendí"

Los familiares del menor proporcionaron la carta escrita en un cuaderno para que los padres de familia de otros menores víctimas de "bullying" puedan detectar este tipo de acoso, común en las escuelas.

Bullying Daniel
Niño se suicida por "bullying" y deja una carta de despedida: "Me rendí"

Un niño de 13 años decidió poner fin a su vida luego del acoso sufrido de parte de varios de sus compañeros de escuela, a quienes las autoridades no detuvieron pese a recibir varias alertas de parte de la familia del menor, quien se ahorcó en el cuarto del apartamento en Nueva York en el que vivía.

La hermana de Daniel Fitzpatrick fue quien descubrió su cuerpo junto a una carta en la que explicaba las razones que lo llevaron a tal decisión y la que según la fecha firmada fue un mes antes del hecho. El documento ha generado consternación en todo el mundo.

En la carta detalla que "rogó y suplicó" a sus profesores que le ayudaran a evitar los maltratos sufridos, lo cual le llevó a escribir una conmovedora nota de despedida: "Me rendí. Los profesores no hicieron nada. Mrs. Goldrick (la directora) no hizo nada. Les conté a todos los profesores y no hicieron nada, excepto Ms. D'Alora. Es la mejor profesora. Ella me comprendió e hizo algo, pero no duró mucho".

En el desgarrador relato, Fitzpatrick nombra a los compañeros que le estaban haciendo "bullying" y cuenta que se peleó una vez con uno ellos cansado del hostigamiento. "Me acosaron y lo hicieron constantemente", remarcó el preadolescente.

"Al principio estaba bien. Tenía muchos amigos, buenas notas y una buena vida, pero todo cambió. Mis antiguos amigos cambiaron. Dejaron de hablarme y yo dejé de caerles bien. El sexto curso llegó y mi amigo Anthony me falló y yo le fallé a él. Antony la tomó conmigo y me acosó con John, Marco, Jose y Jack. Lo hacían constantemente hasta que me peleé con él. Acabé con un meñique roto", expresó Danny en su hoja de cuaderno.

La carta fue proporcionada por la familia del menor y consideran que "Daniel ha tenido que morir para ser escuchado. Hay algo que no funciona en los adultos con poder para que un niño no pueda acudir a ellos en busca de ayuda", expresó su madre, Maureen.

En su momento los padres de familia se apersonaron a las autoridades del centro educativo para verificar la situación de Daniel, pero la directora del lugar les dijo que ese era un centro escolar con un buen ambiente y que la única opción que tenían era cambiar de colegio a su hijo.

Comentarios