• Diario Digital | viernes, 24 de enero de 2020
  • Actualizado 21:20

Judiciales - SANTA ANA

Alumbrarle en la cara con lámpara a un grupo de pandilleros les costó la vida a Irvin y José

José David sacó una lámpara que llevaba consigo, encendió y buscó el origen del ruido, sin embargo cuando estaba buscando de casualidad le apuntó al rostro a un grupo de sujetos que estaban reunidos en la zona.
Imagen de referencia
Imagen de referencia
Alumbrarle en la cara con lámpara a un grupo de pandilleros les costó la vida a Irvin y José

Irvin Mauricio Juárez Arriolla y José David Peñate Saenz caminaban de noche cerca de un centro escolar, al escuchar un ruido alumbraron con una lámpara buscando el origen del sonido, pero encontraron a un grupo de pandilleros que los atacaron a balazos y los apuñalaron hasta matarlos.

El crimen ocurrió la noche del tres de enero de 2016, sobre la calle principal del caserío Las Mesas, cantón Ayuta, en Santa Ana.

De acuerdo con las investigaciones fiscales, Irvin y José y otro amigo salieron de sus casas a hacer un mandado y se fueron por la calle principal del caserío Las Mesas, pasando por el Centro Escolar del mismo nombre, pero escucharon un ruido que les llamó la atención.

José David sacó una lámpara que llevaba consigo, encendió y buscó el origen del ruido, sin embargo cuando estaba buscando de casualidad le apuntó al rostro a un grupo de sujetos que estaban reunidos en la zona.

Los hombres resultaron ser un grupo de pandilleros a los que no les gustó que les alumbraran en la cara, por lo que sacaron armas de fuego y atacaron a balazos a los tres jóvenes.

Las balas impactaron en Irvin y José, quienes cayeron al suelo desangrándose. Mientras eso sucedía, el amigo de ambos huyó del lugar escondiéndose por los matorrales.

Como si las balas no hubiesen sido suficientes, los delincuentes sacaron unas armas blancas y apuñalaron los cuerpos de Irvin y José, para después retirarse de la zona.

Todo esta información lo relató un testigo de clave “Roma”, con régimen de protección a las autoridades, quienes iniciaron las investigaciones y determinaron que uno de los pandilleros que atacaron a los jóvenes es un sujeto de nombre Elmer Javier Flores Reyes, de 22 años.

El terrorista fue presentado al sistema judicial, donde el Tribunal Segundo de Sentencia de Santa Ana lo declaró como uno de los coautores del doble homicidio, esto después de escuchar el testimonio de “Roma” y de la presentación de pruebas de la Fiscalía.

El Juez sentenció a 40 años de cárcel al terrorista por el doble asesinato en grado de coautor.

“Roma” indicó que en el ataque participaron un grupo de unos siete pandilleros, de quienes no se sabe si ya fueron detenidos.

Comentarios