• Diario Digital | jueves, 30 de junio de 2022
  • Actualizado 15:52

Política - Presidenciales 2019

Dos hombres y dos mujeres buscan cambiar el rol de la vicepresidencia y darle protagonismo

En el pasado algunos vicepresidentes han tenido roles, que algunos han tildado de “decorativos” sin ninguna influencia en la coyuntura. En la actualidad el vicepresidente Oscar Ortiz hizo más apariciones públicas que Salvador Sánchez Cerén.

Vicepresidentes
Dos hombres y dos mujeres buscan cambiar el rol de la vicepresidencia y darle protagonismo

De cumplirse la promesa realizada por los candidatos a la presidencia, las elecciones de este domingo pueden ser el comienzo de un cambio de perfil –de irrelevante a relevante- en la vicepresidencia de la República que se la disputan dos hombres y dos mujeres.

Históricamente, el cargo de vicemandatario ha sido relegado, incluso, el candidato de GANA, Nayib Bukele, rechazó buscar el puesto con el FMLN asegurando que es algo cosmético y de poco peso.

Salvo Ana Vilma de Escobar y Salvador Sánchez Cerén, pocos recuerdan el papel que tuvieron Francisco Merino, Enrique Borgo Bustamente y Carlos Quintanilla Schmidt, este último llegó a decir que no conocía la oficina del presidente Francisco Flores.

En la actualidad, Óscar Ortiz ha tenido un rol importante en los principales temas de país, algo que por las propuestas que se ha conocido de los candidatos vendría a mejorar ya sea con Carmen Aída Lazo, Karina Sosa, Félix Ulloa o Roberto Ocampo.

La académica que trabajó en la administración de Tony Saca

Máster en economía y catedrática en la Escuela Superior de Economía y Negocios (ESEN), desde hace unos años Carmen Aida Lazo ha estado vinculada con el mundo de la enseñanza.

Durante la última administración de ARENA, Lazo trabajó para el ministerio de Economía en la época de Yolanda Mayora de Gavidia, algo que provocó críticas y que se le vinculara directamente con el exmandatario que fue condenado a prisión por corrupción.

La comparación con Ana Vilma de Escobar es casi automática, sobre todo por las posibilidades que tiene de convertirse en la segunda mujer que ostenta la vicepresidencia de la República.

La campaña en su contra, que incluso fue promovida desde sectores de ARENA, se ha basado en señalar que no es “una arenera de pura sangre”, algo que pese a todo no le quitó la candidatura, incluso, ha tenido un rol importante, ya que expuso el plan de gobierno que Carlos Calleja promete en caso de ganar la presidencia.

Calleja- que conocía a Lazo desde antes- reveló que de ser electo presidente, su compañera de fórmula sería la secretaria técnica de la Presidencia, uno de los roles de mayor peso en el gabinete presidencial.

La carta ungida por la comandancia

Luego de ver como el candidato ungido por la “comandancia” del Frente, Gerson Martínez, caía ante Hugo Martínez en las internas del partido, Karina Sosa se convirtió en la apuesta de Medardo González y compañía para competir en los comicios de este domingo.

La presidenta de la Comisión de Relaciones Exteriores de la Asamblea fue la única que se presentó a las internas para definir a la fórmula de Martínez, algo que levantó críticas desde la oposición del oficialismo.

La misión encomendada a Sosa fue tratar de levantarse de la más grande derrota electoral sufrida por la izquierda, algo que según números del partido se ha logrado con lo que han definido como “la remontada”.

La familia, niñez, adolescencia y las relaciones internacionales, son los puntos fuertes de la diputada que llegó a ser considerada como la sucesora de Martínez cuando este dejó Cancillería.

Desde el 2012, Sosa es una de las favoritas de la militancia farabundista, incluso, sobrevivió a la debacle de marzo de 2018 donde algunos nombres fuertes no fueron electos para continuar en la Asamblea.

La continuidad de Ciudad Mujer y el empoderamiento de la mujer son algunos de los temas que ha tenido en agenda la candidata quien estaría a la cabeza del eventual gabinete de gobierno del Frente que estaría conformado por el 50% de mujeres.

El inesperado invitado relacionado a “los mismos de siempre”

De todos los candidatos a la vicepresidencia, Félix Ulloa es el que nadie se esperaba, llegó luego de los problemas a los que se enfrentó Bukele para ser candidato a la presidencia.

Ulloa siempre ha sido un actor de la política salvadoreña, estuvo al frente de algunas organizaciones de la Universidad de El Salvador (UES) y por su padre se le ligó al partido FMLN.

Este candidato llegó a ocupar una de las magistraturas del el Tribunal Supremo Electoral (TSE) y fue uno de los que impuso un recurso ante la Sala de lo Constitucional que terminó con el aval al voto cruzado

En un primer momento, el compañero de fórmula de Bukele sería el diputado del CD Juan José Martel, pero la cancelación del partido llevó a Bukele a recurrir a su segunda opción.

En la agenda de Ulloa se destaca que sería uno de los encargados de una comisión contra la impunidad que –por sus similitudes con la que operó en Guatemala- ha sido denominada como CICIES.

Al igual que su compañero de fórmula, Ulloa ha sido el candidato a la vicepresidencia que menos ha estado en entrevistas o eventos electorales.

El candidato que renunció a ser un diputado independiente para buscar la vicepresidencia

En las elecciones de 2018, Roberto Ribera Ocampo anunció sus aspiraciones a candidato a diputado no partidario, mismas a las que terminó renunciando días después para volver a su trabajo en organizaciones de la sociedad civil como Acción Ciudadana, de la cual es fundador.

Para muchos, fue sorpresiva el anuncio de Josué Alvarado al presentarlo como su compañero en la candidatura del recién fundado partido VAMOS, que no terminó de despegar en la preferencia de los salvadoreños, según encuestas.

Ocampo ha sido uno de los que han promovido la transparencia en el financiamiento de los partidos con demandas en la Sala de lo Constitucional contra los políticos e incluso el Tribunal Supremo Electoral.

En la campaña presidencial ha sido bastante activo en diferentes temas, principalmente en cuestiones jurídicas, además, participó en la demanda que el partido interpuso por inconstitucionalidad contra el nombramiento del fiscal general, Raúl Melara, por vínculos con ARENA.

Comentarios