• Diario Digital | jueves, 18 de abril de 2024
  • Actualizado 13:26

Social - Historias Humanas

Damián Torres, la estatua viviente que estudia Psicología y atrae miradas en San Salvador

El joven relató a El Salvador Times cómo surgió la idea de ganarse la vida como estatua.

Damián Torres la estatua humana 3
Detrás del maquillaje y la vestimenta antigua, Damián tiene proyectos de corte social que busca impulsar desde la psicología y el arte. Fotos Mauricio Pineda.
Damián Torres, la estatua viviente que estudia Psicología y atrae miradas en San Salvador

Si hay un salvadoreño que lleva arraigado hasta en la piel el arte, ese es Damián Torres, una de las estatuas vivientes más famosas del Centro Histórico de San Salvador.

El joven de 23 años cursa segundo año de la carrera de Psicología en la Universidad Tecnológica, relató que gracias a este tipo de actividades ha logrado independizarse de su familia, suplir las necesidades de su hijo y esposa –que también se dedica al mismo arte– y pagar sus estudios universitarios.

Durante una entrevista, el muchacho reveló a El Salvador Times que uno de los proyectos que desea realizar a futuro, desde el ejercicio de la psicología, es utilizar este tipo de arte como terapia para niños, adolescentes y personas de la tercera edad para retribuirle a la sociedad salvadoreña un poco de lo que este arte le ha brindado.  

“Es una idea que vengo manejando desde hace bastante, y como estoy estudiando psicología, a mí me gustaría utilizar el arte como medio de terapia para niños, adolescentes, personas de la tercera edad como un hobby u oficio donde pueden mantener la mente trabajando”, expresó.

Su historia en el mundo del estatuismo inició hace tres años, cuando un hondureño se plantó por primera vez a un costado de la Plaza Morazán.

Eso llamó la atención del joven y otros de sus compañeros que ese momento recitaban poemas, y que por los cuales muchas personas les brindaban colaboración económica con lo que podían, cinco, dos, tres y hasta un centavo.

Damián Torres la estatua humana 2“Estuvimos en un local que se llamaba Maktub Café Cultural, que era un centro donde se reunían artistas de diferentes rubros", recordó.

"Al principio comenzamos con unos amigos a recitar, sacábamos una silla, nos parábamos en ella y teníamos un letrero que decía que recitábamos versos por monedas, vendíamos libros y recitábamos en la plaza”, dijo.

Pero fue gracias al interés que despertó ver al hondureño en forma de estatua al que solicitaron los preparara.

“Él dio un taller sobre estatua humana, de su clase salimos alrededor de 9 o 10 personas que somos los que ahora estamos acá en diferentes horarios del día”, comentó.

Pero, ¿qué es el estatuismo?

El joven lo definió de la siguiente manera: “El arte de la estatua humana trata de convertir el cuerpo en una pieza inmóvil, busca retratar con nuestro cuerpo una figura inmóvil, lograr esa estética en la inmovilidad”.

Al referirse a los personajes, aseguró que como expresión del arte dependerá el mensaje que se quiere proyectar, por ejemplo, habrá quienes buscan hacer conciencia de temas como medio ambiente o protesta.

“Hay distintos personajes como áreas o facetas, unos son de concientización, otros de protesta, pueden ser personajes de fantasía y representaciones de íconos de la sociedad”, mencionó.

El día en que El Salvador Times conversó con el joven personificaba un caballero de hace unos siglos, cuyo mensaje es promover buenos modales y el respeto, algo esencial en la personalidad de cada individuo.

Parado y sin moverse durante cinco horas

Torres asegura que el tiempo que permanecen de pie, sin moverse, es hasta por cinco horas; sin embargo, aunque parecieran poses sencillas de realizar dijo que se requiere de mucha resistencia, algo que se puede lograr con una buena alimentación, mucho ejercicio y sobre todo meditación.

“Hay personas que piensan que solo estamos aquí de pie, y no es así, el cuerpo hace un gran esfuerzo para estar de pie inmóvil; es distinto pasar el día de pie y en movimiento”, comentó.

Confesó que ha tenido diferentes experiencias con jóvenes que se detienen para verlo; entre ellas, quienes lo han molestado, lo ven gracioso y hasta quienes han mostrado interés por aprender el arte.

Damián Torres la estatua humana 5

Un grupo de jóvenes observa con atención la pose de Damián en su papel de caballero.

Damián Torres la estatua humana 1

Una mujer reconoce el talento del muchacho y lo apoya con unas monedas.

Comentarios