• Diario Digital | sábado, 04 de febrero de 2023
  • Actualizado 00:00

Sucesos - Tonacatepeque

Conductor de Uber denuncia que fue interceptado por dos pandilleros en motocicletas

"Los sujetos hablaron a los pandilleros de ahí que son MS y me dijeron que no me moviera del lugar que ya iban a regresar y que después iban a ver que hacían conmigo".
Ponen de rodillas a un Uber en Tonacatepeque
Imagen de carácter ilustrativo. Foto tomada de adslzone.net
Conductor de Uber denuncia que fue interceptado por dos pandilleros en motocicletas

Un conductor de la aplicación Uber compartió un audio en redes sociales en el que relató cómo dos pandilleros en motocicletas lo interceptaron y lo bajaron del vehículo a interrogarlo y pedirle el DUI.

Inició su relato detallando que fue a traer a un cliente al municipio de Tonacatepeque a eso de las 8:30 de la mañana del sábado y después lo fue a dejar al mediodía.

Saliendo de Tonacatepeque le dieron persecución dos sujetos en una motocicleta verde y otra negra.

"Me alcanzaron en la bajada de la ‘Cuestona’, me atravesaron una motocicleta adelante y otra atrás y se bajaron dos jóvenes. Yo les dije que había llegado a recoger a unos familiares para trasladarlos a Lourdes", relató el conductor de Uber.

"A mí me bajaron del carro, me pusieron de rodillas y tomaron fotos de mi rostro y las placas del carro. Según pensé estaban armados. Me dijeron que les diera el DUI y me insistieron que se los entregara.

"Si les daba el DUI aunque no me crean me hubieran matado", agregó, ya que cree que donde él reside hay una pandilla contraria a la de ese sector.

"Ellos me dijeron que ya me tenían ubicado porque estaba llegando muy seguido a Tonacatepeque, lo cual es cierto porque había ido con viajes. Los sujetos hablaron a los pandilleros de ahí, que son MS, y me dijeron que no me moviera del lugar que ya iban a regresar y que después iban a ver qué hacían conmigo".

Pasó encima de la motocicleta que tenía de frente

Mientras esperaba, el conductor pensó que iban a llegar a interrogarlo y después lo matarían.

"Me subí al carro y le pasé con el carro encima a la motocicleta que tenía enfrente y me fui de ese sector", explicó.

"Yo que aquí me he criado ya no tengo ganas de regresar... Dios es grande y estoy relatando esto y les digo: Está yuca Tonacatepeque, no se vayan a meter ahí compañeros", advirtió casi llorando a sus otros compañeros de Uber.

"Me pararon personas que yo no conocía y sí estaban manchadas (tatuadas), pero gracias a Dios no andaban armados porque no estuviera relatando los sucedido", concluyó.

Comentarios