• Diario Digital | sábado, 25 de junio de 2022
  • Actualizado 00:00

Sucesos - San Salvador

Las dormilonas prefieren “jovencitos” laboralmente activos, universitarios y hombres mayores de 50 años

Los efectos causados por las sustancias mezcladas con las bebidas alcohólicas hacen que una persona duerma hasta 12 horas.

Dormilonas
Las dormilonas prefieren “jovencitos” laboralmente activos, universitarios y hombres mayores de 50 años

La pesadilla para cualquiera que frecuenta bebederos y antros de San Salvador es toparse con las famosas “dormilonas”, damas de la noche que ponen a dormir, profundamente, a sus víctimas a las que luego despojan de sus pertenencias.

El último caso reportado por la PNC ocurrió esta semana cuando fue encontrada una persona dormida en un parqueo de la colonia Nicaragua, al sur de la capital, y que por el cual dos mujeres fueron detenidas en vías de investigación.

Pero, ¿cuál es el perfil de víctimas que buscan las “Dormilonas”?

Fuentes policiales explicaron que las preferidas por este tipo de mujeres son “jovencitos” laboralmente activos, universitarios y hombres mayores de 50 años.

De ahí que las autoridades hagan el llamado para que los jóvenes no visiten lugares que no frecuentan o que se involucren con personas que no conozcan.

“A los jóvenes que traten de tomar las medidas de seguridad correspondientes, es decir que si van alguna fiesta o a disfrutar con algún tipo de bebida que lo hagan en lugares seguros, en su casa o con los amigos que realmente conocen, que no se involucren con personas que no conocen, o que conocen en el momento porque ellos desconocen los motivos por los que se les pueden acercar haciéndose (pasar) como amigos”, recomendó una fuente policial.

La misma fuente explicó que “la mayoría son jóvenes universitarios, jóvenes que recién han ingresado a algún empleo”. No obstante, aclaró “pero no se descarta también personas de otras edades que puedan estar frecuentando este tipo de lugares”.

Sustancias afectan los signos vitales

Por su parte, el vocero de Comandos de Salvamento, Carlos Fuentes, explicó que las zonas donde han brindado atención médica a este tipo de víctimas han sido en la 29ª. Calle Poniente, sectores de la colonia Laico, Avenida Independencia, y más recientemente entre la 5ª Calle Oriente y 8ª Avenida Norte en las cercanías del antiguo Mercado Cuartel.

“Ahí estaba un señor de entre 50 a 60 años que encontramos al que le habían dado dormilona hace como un mes y medio. Lo trasladamos hacia el hospital rosales, totalmente sedado”, recordó Fuentes.

En este caso, el socorrista confirmó que sí hubo una alteración demasiado fuerte de los signos vitales de la víctima.

La reacción podrá tener mayor complicación según la condición de salud de cada persona.

“Sí los afecta, y más si el paciente es hipertenso, se le altera más todo el sistema nervioso y están propensos a que les dé un paro cardiorrespiratorio; o si padece de la presión de igual manera hay una alteración de los signos vitales. Algunos pacientes se les bajan los signos vitales y en otros casos tienden a elevarse. Depende del sistema nervioso de cada persona”, comentó.

Dormiditos hasta por 12 horas

El socorrista manifestó que, dados los casos que han atendido, han descubierto que los sedantes más comunes utilizados por las “Dormilonas” son: lorazepam, diazepam y hasta cabecitas de fósforo.

La reacción de estas sustancias, al ser mezclada con bebidas alcohólicas, provoca que las víctimas permanezcan dormidas hasta 12 horas sin saber qué ocurre en su entorno.

Fuentes médicas consultadas explicaron que en el caso de la diazepam, aunque sus efectos duren de 6 a 8 horas, esta se mantiene en el torrente sanguíneo por mucho más tiempo.

En términos generales, y dependiendo el cuerpo de cada persona, la diazepam tarda en ser expulsada totalmente del organismo de 2 a 9 días.

Comentarios