• Diario Digital | jueves, 20 de enero de 2022
  • Actualizado 02:07

Internacional - Aproximadamente $4,000 millones de fondos federales

Gobierno de EEUU amenaza a "ciudades santuario" con recorte de fondos

El funcionario recordó que las leyes de Estados Unidos determinan la expulsión de los inmigrantes que han sido "condenados o arrestados por ciertos crímenes"

Jeff Sessions
Jeff Sessions
Gobierno de EEUU amenaza a "ciudades santuario" con recorte de fondos

El secretario de Justicia Estadounidense, Jeff Sessions amenazó con recortar fondos a aquellas ciudades que protegen a los inmigrantes sin papeles legales y que tienen pendientes con la ley. De acuerdo al funcionario hay ciudades que no brindan la información del estado legal de los inmigrantes y con ello limitan su expulsión del país. 

"Hoy quiero urgir a estados y jurisdicciones locales a cumplir con las leyes federales (...) como condición para recibir fondos", dijo Sessions a la prensa en la Casa Blanca, en una referencia a las llamadas 'ciudades santuario'.

Sessions aseguró que las ciudades 'santuario' están obligadas a respetar el estatuto número 1373 el cual determina que para recibir fondos de origen federal no pueden adoptar normas locales que limiten la información sobre la situación migratoria de los individuos. Se estima que el recorte podría rondar los $4,000 millones de fondos federales.

El también fiscal general apuntó que el polémico estatuto 1373 "deja claro que la falta de acción para remediar una violación resultará en la retiradas de fondos, finalización de los fondos o remoción de la condición para recibirlos".

Las leyes estadounidenses de migración, apuntó el funcionario, "determinan que Estados Unidos debe remover rápidamente del país a extranjeros que han sido condenados o arrestados por ciertos crímenes".

"Lamentablemente algunos estados y ciudades han adoptado políticas diseñadas para frustrar la aplicación de las leyes migratorias", añadió.

Esta política de adoptar normas locales para impedir la aplicación de leyes migratorias federales "no puede continuar", insistió Sessions. "Hace a nuestra nación menos segura porque deja en las calles a peligrosos criminales".

Trump llegó al poder con la promesa de deportar 11 millones de indocumentados, la mayoría hispanos, y para ello aumentó el poder de la agencia migratoria ICE, que ha realizado varios arrestos en 'ciudades santuarios' a pesar de no contar con la colaboración de las autoridades locales.

Comentarios