• Diario Digital | sábado, 17 de abril de 2021
  • Actualizado 05:28

Internacional - Estados Unidos

Mató a tres personas, le arrancó el corazón a una y se lo sirvió con papas a su familia

Primero asesinó a una vecina, guardó el corazón, se lo sirvió cocinado a sus familiares y después mató a dos de ellos. 
Asesino que cocinó un corazón
Foto: Oficina de Investigaciones del Estado de Oklahoma.
Mató a tres personas, le arrancó el corazón a una y se lo sirvió con papas a su familia

La Policía de la ciudad de Chickasha, en el estado estadounidense de Oklahoma, reportó la captura de un sujeto que mató a tres personas: a una de ellas le arrancó el corazón y se lo sirvió como comida a sus familiares.

El detenido fue identificado como Lawrence Anderson, de 41 años.

De acuerdo con medios locales como The Oklahoman, el 9 de febrero Anderson apuñaló a una vecina, identificada como Andrea Lynn Blankenship, en la vivienda de ella y le arrancó el corazón.

El hombre guardó el órgano y se llevó hasta casa de su tío, Leon Pye, lo cocinó y se lo sirvió a sus familiares acompañado con papas; acto seguido, mató a Leon y a la nieta, Kaeos Yates, de solo cuatro años.

Después de matar a dos de sus familiares apuñaló a la esposa de Leon, Delsie Pye, pero ella logró sobrevivir.

La Policía lo capturó y cuando fue cuestionado por los oficiales terminó confesando el triple crimen con lujo de barbarie.

Uno de los oficiales le preguntó por qué le había arrancado el corazón a la vecina y se lo sirvió a su familia y él respondió que para “liberar a los demonios”.

El caso ha causado indignación no solo por el hecho, sino porque Lawrence Anderson tiene un largo historial delictivo y que en el 2017 fue condenado a 20 años, pero fue liberado en enero de 2021 por una conmutación de la pena.

“Esto tiene que ser abordado por la Legislatura, más temprano que tarde, porque más personas van a morir”, indicó el fiscal de condado, Grady Jason, sobre la liberación anticipada.

Comentarios