• Diario Digital | viernes, 20 de mayo de 2022
  • Actualizado 07:20

Judiciales - Por peculado

Acusan a Sigifredo Ochoa Pérez de apropiarse más de $100,000 cuando era embajador en Honduras

Los sobrantes del pago por alquiler de locales para oficinas de sedes diplomáticas iban a parar a las manos de Ochoa Pérez, dice la Fiscalía.

 

Ochoa Pérez
Sigifredo Ochoa Pérez fue diputado del partido ARENA hasta el 2015.
Acusan a Sigifredo Ochoa Pérez de apropiarse más de $100,000 cuando era embajador en Honduras

El exdiputado por el partido ARENA, Sigifredo Ochoa Pérez, fue acusado por la Fiscalía del delito de peculado (apropiación de fondos públicos) cuando se desempeñó como embajador de El Salvador en Honduras por un monto de $107,920, los cuales fueron erogados por el Ministerio de Relaciones Exteriores.

Junto a Ochoa Pérez también son acusados, del mismo delito Walter Alfredo Anaya Escalante y Soledad Funes Donaire de Ramírez, esta última de nacionalidad hondureña.

Según la Fiscalía, las circunstancias bajos las cuales incurrieron en el delito fue durante una suscripción de dos contratos de arrendamiento de los locales donde funcionaban las oficinas diplomáticas de El Salvador en Honduras, cuando Ochoa Pérez era embajador en el 2005.

“Resulta que en 2005 se suscribieron dos contratos de arrendamientos donde funcionaban las oficinas diplomáticas de la sede de la República de El Salvador ante la República de Honduras, la suscripción de esos contratos existía una diferencia sustancial en el canon de arrendamiento, uno era por $2,200 y otro por $3,000 existiendo una diferencias de $800”, explicó el fiscal del caso.

Aclaró que esa diferencia de $800 es la que iba a parar a las manos de Ochoa Pérez y Escalante; las entregas fueron realizadas por la hondureña, según pruebas de la investigación.

“Se logró determinar que esos $800; es decir, el excedente del canon de arrendamiento, era pagado a los señores imputados Sigifredo Ochoa Pérez, y cuando este se retiró en septiembre de 2009 de la sede diplomática de El Salvador ante la República de Honduras se le siguieron entregando al señor Walter Alfredo Anaya Escalante”, dijo el representante del Ministerio Público.

Agregó que “siendo ella la señora Soledad Funes Donaire de Ramírez quien hacía las entregas del dinero del excedente del pago de los arrendamiento correspondiente al inmueble donde funcionaba la sede diplomática de El Salvador ante Honduras”.

Estas irregularidades fueron denuncias por el embajador que sucedió a Ochoa Pérez y Escalante en 2016.

“Estos hechos se siguieron dando hasta el 2016 cuando uno de los embajadores que entró indagó sobre cuál era el origen del pago de esos arrendamientos, siendo de esa manera que se interpone la denuncia ante Fiscalía en 2018 dando como resultado que el día de hoy (viernes) se está presentando la solicitud que se refiere a la instrucción formal en contra de los ciudadanos procesado antes mencionados”, dio a conocer la Fiscalía.

El requerimiento penal fue presentado en el Juzgado Segundo de Paz de San Salvador.

 

Comentarios