• Diario Digital | domingo, 22 de mayo de 2022
  • Actualizado 16:39

La nota roja - Pareja sentimental fue detenida

Rosa María, la doctora, madre y ferviente religiosa que murió víctima de violencia por parte de su pareja

La pareja de la doctora fue detenida por presunto fraude procesal, ya que al parecer alteró la escena donde murió la murió la mujer.

Rosa María Bonilla Vega
Rosa María Bonilla Vega junto al presunto agresor que le habría provocado la muerte. Foto: Facebook
Rosa María, la doctora, madre y ferviente religiosa que murió víctima de violencia por parte de su pareja

Rosa María Bonilla, de 45 años, era una doctora que trabajaba para el Ministerio de Salud y era la encargada del programa materno infantil en la zona occidental del país. En sus redes sociales acostumbraba compartir fotos en diferentes paseos que realizaba junto a su pareja Denys Elenilson Suárez Mejía, de 35 años, y sus amigos constantemente aplaudían la relación entre ambos, la que calificaban como "una verdadera historia de amor".

Esa historia de amor cambió ayer, cuando la doctora murió en el hospital del ISSS de Santa Ana y su pareja fue detenida horas después como sospechoso del delito de fraude procesal (alteración de pruebas). La Fiscalía General de la República (FGR) informó a El Salvador Times que la investigación se aborda actualmente como "una muerte sospechosa".

El inspector de la Policía Francisco Edgardo Arévalo Mata explicó en rueda de prensa que en la vivienda "encuentran indicios que hubo una pelea, encuentran sangre, por lo que solicitan una inspección y se dan cuenta que hay alteración de la escena, ya que han querido lavar sangre y desaparecer algunas evidencias".

Tanto la Policía como la Fiscalía han determinado "que el cuerpo fue agredido, por las lesiones que presenta. Todo apunta a que se trata de un feminicidio".

Por otra parte, el vocero oficial de la PNC en San Salvador inspector Napoleón Ayala, explicó que a la víctima le habían cambiado de ropa y presentaba laceraciones en el cuello y golpes en el rostro. "Lo que hace sospechar que hubo un tipo de violencia", sostuvo.

Bonilla proviene de una familia muy religiosa, que se congrega en una iglesia bautista de la capital; de hecho, una de las últimas fotografías que compartió es la de su hijo en el púlpito de la iglesia. La misma congregación colgó en sus redes sociales una esquela en la que expresaban su pesar a la familia de Bonilla.

La misma feligresía se ha volcado para dar su pésame a las hermanas y madre de la doctora.

"No tengo palabras para describir la inmensa tristeza que tengo al darme cuenta de esa terrible noticia, solo puedo decir mis más sentido pésame, Dios los llene de fortaleza ante tan duro dolor", es uno de los mensajes que enviaron a la familia.

Las muestras de pesar también han sido expresadas por sus excompañeros del Sibasi de Ahuachapán. "Inmenso dolor nos invade este día como MINSAL (Ministerio de Salud) por la pérdida física de nuestra compañera y amiga Dra. Rosa María Bonilla, que Dios la reciba en el seno de Abraham y le dé fortaleza a toda la familia... Una excelente persona que nos deja, lamentamos grandemente la falta de nuestra hermana en Cristo", escribió un allegado.

Inicialmente se manejó que Bonilla Vega trabajaba para el Instituto Salvadoreño del Seguro Social (ISSS), pero personal de Comunicaciones de esa institución negó que se desempeñara en alguna de sus áreas.

Lo que se conoce del caso

De acuerdo a la Policía, Rosa María fue ingresada ayer en horas de la mañana al hospital con múltiples golpes que le causaron la muerte. En un primer momento se conoció que el cuerpo presentaba señales de estrangulamiento, pero esta versión no ha sido confirmada por las autoridades.

Tras la muerte, que se dio a eso de las 8:30 de la mañana del martes, la Policía llegó a la casa que Rosa María compartía con Denys en la Residencial Bariloche de Santa Ana. Ahí encontraron rastros de sangre en la zona de las gradas, sin embargo, llamó la atención que parte de las manchas habían sido borradas, o al menos alguien intentó eliminarlas. De ahí que Denys Elenilson Suárez podría enfrentar cargos por fraude procesal o intento de alteración de una escena de muerte.

La pareja tenía unos tres años de relación, tiempo durante el cual se trasladaron de San Salvador a Santa Ana para hacer su vida. Según versiones extraoficiales, Rosa María tenía un hijo y Denys dos, todos ellos fruto de matrimonios anteriores.

El cuerpo de la doctora será velado en una funeraria de San Salvador a partir de este día y se espera que esta noche se ofrezca un servicio religioso en el lugar.

Comentarios