• Diario Digital | lunes, 23 de mayo de 2022
  • Actualizado 21:47

Política - Dice estar ansioso y preocupado

Boda no le ha permitido a Norman Quijano pensar en su futuro político

A sus 70 años el diputado arenero se dará el sí con la que ha sido su pareja sentimental desde hace unos años, Ana Daccarett, una empresaria hondureña de ascendencia árabe.

Norman Quijano
Boda no le ha permitido a Norman Quijano pensar en su futuro político

El diputado Norman Quijano aseguró que la celebración de su boda no le ha permitido analizar con claridad sobre la postulación que hará para las elecciones a realizarse en marzo de 2018.

Según reveló la boda que está próxima a realizarse le ha consumido gran parte de su tiempo libre, ya que está muy pendiente de los detalles de la ceremonia.

Quijano dijo estar ansioso y preocupado por la boda que tiene en puertas “atiendo otras cosas que no se presentan muchas veces en la vida de un ser humano”, aseguró el parlamentario.

Con una risa nerviosa el tricolor explicó que “uno encuentra pocas cosas emocionantes, cuando nace un hijo, cuando se gradúa y cuando se contraen nupcias son momentos que marcan la vida de un ser humano. Y estoy pasando por uno de esos momentos, así que por eso no le he puesto mucha atención a esa consulta”.

A sus 70 años el diputado arenero se dará el sí con la que ha sido su pareja sentimental desde hace unos años, Ana Daccarett, una empresaria hondureña de ascendencia árabe.

En las pasadas elecciones presidenciales, cuando Quijano perdió ante Sánchez Cerén, se llegó a especular sobre la posibilidad que Daccarett se convirtiera en primera dama de los salvadoreños.

En diferentes ocasiones Quijano ha asegurado estar evaluando sobre la postulación que presentará, ya que presume ser uno de los políticos mejor evaluados del país.

“No estoy muy al tanto del calendario, solo me dicen que si voy a cambiar de horizontes que ya es tiempo de ir poniéndole atención al tema”, señaló Quijano respecto a las elecciones internas de su partido.

Comentarios