• Diario Digital | lunes, 27 de junio de 2022
  • Actualizado 10:49

Política - De traidores a aliados

GANA: de “ vendidos y traidores” a nuevos amigos de ARENA para destronar al FMLN

La reunificación de la derecha, representada en ARENA y GANA, se ve cada más cerca, facilitada por el peor momento que atraviesa el FMLN. Las muestras de distanciamiento entre GANA-FMLN son cada vez más evidentes.

gana
Fotografía de GANA
GANA: de “ vendidos y traidores” a nuevos amigos de ARENA para destronar al FMLN

De ser tratados como “vendidos” y “traidores”, y ser considerados como la hez de la política y los leprosos de quien huir, hoy GANA es para ARENA un aliado en el espectro de la derecha que podría ayudarle a destronar al FMLN de la silla presidencial, de las alcaldías y el Congreso si consiguen un matrimonio de conveniencia.

En los últimos meses, la fracción de GANA en la Asamblea Legislativa, ha frenado importantes proyectos planteados por sus aliados de hace años: FMLN; sobre todo en el plano económico como pensiones y financiamientos “nini”, así como en el plano político con la comisión de antejuicio que se conformó para investigar al exministro de Defensa, general Atilio Benítez.

Estas no pueden interpretarse sino como señales de distanciamiento entre ambos partidos, para desventura del FMLN y conveniencia de ARENA, de cara a próximos procesos electorales de 2018 (alcaldías y Asamblea) y 2019 (presidenciales).

El FMLN, que ganó con Mauricio Funes las presidenciales en 2009, atraviesa por uno de sus peores momentos, con su primer presidente sentado en el banquillo de los acusados bajo imputaciones de haberse enriquecido ilícitamente, y un desgaste que le ha provocado el ejercicio del poder, pues en siete años no ha mejorado la economía de los salvadoreños, ni ha podido frenar la delincuencia, además de haber cargado a las clases baja y media una serie de impuestos que ahogan la economía familiar.

ARENA, por su parte, no ha logrado aprovechar la coyuntura y sigue apareciendo en las encuestas aún por debajo del FMLN, con un discurso confrontativo que alienta a sus bases pero le resta simpatías en el resto de la población, aunque antes de que finalice septiembre asumirá un nuevo Coena que ya le ofreció diálogo y acercamientos a GANA, así como apertura a otros sectores de la vida nacional. Esto deja al partido naranja en una posición inmejorable que podría potenciar para 2018 cuando se tenga que elegir alcaldías y Congreso.

GANA pasa por su mejor momento y no querrá arriesgarlo

Seguir votando con el FMLN significaría para GANA hundirse políticamente, según ha planteado el analista Salvador Samayoa; sería perder lo que logró en 2015, cuando se posicionó como la tercera fuerza política y que le dejó la presidencia de la Asamblea Legislativa a partir del 8 de noviembre próximo, luego de un acuerdo de repartición con el FMLN.

Nunca antes GANA estuvo mejor, y lo sabe Guillermo Gallegos, quien es el hábil negociador detrás de las grandes decisiones de su partido. Por ello no ocultó las ansias en una entrevista en la que dijo “quisiera que las elecciones fueran ya porque estamos en la cresta de la ola”.

Según cálculos de algunos analistas, GANA, con un buen candidato en 2019 podría colarse en una segunda vuelta y sentar en la silla presidencial al primer gobernante naranja. “Podríamos hacer alianza con ARENA”, ha aceptado Gallegos, aunque para no comprometer la independencia, añade que también lo podría hacer con el FMLN, pero esto pareciera cada vez más difícil, pues las señales que se ven en el horizonte son de distanciamiento. El mismo Gallegos lo ha enfatizado “no somos incondicionales a votar por lo que el FMLN proponga”, ha dicho.

En declaraciones a Diario El Salvador Times, Gallegos no descartó que se estén dando las condiciones para una reunificación de la derecha después de que ARENA se fraccionó en 2009 con la salida de un importante número de dirigentes no conformes con la manera cómo se manejaba el partido, y constituyeron GANA.

“Sería prematuro hablar de una unión de las derechas. Estamos concentrados en 2018 por lograr más diputados y concejos municipales. Es prematuro pero no se descarta, esa es la palabra”, respondió.

Por su parte, ARENA con el tiempo ha cesado los ataques a GANA, hoy ya no los llama “vendepatria” ni traidores, como hizo en 2014 cuando montó una campaña para restarles votos. Jorge Velado les cerró las puertas en la nariz a sus dirigentes y lanzó la llave lejos, muy lejos; pero las condiciones han cambiado y Velado va de salida. El nuevo presidente del Coena, Mauricio Interiano, ya lanzó un mensaje de diálogo a GANA, que no se lo ha tomado a la ligera.

Norman Quijano, excandidato presidencial de ARENA, recuerda que él fue el primero en tenderles la mano a los tránsfugas. “Recibí críticas en aquél momento pero GANA es una realidad y es una fuerza de derecha y las derechas debiéramos buscar acercamientos, claro que tenemos diferencias, pero hay afinidad ideológica”, dijo.

Quijano ve un momento propicio para la reunificación, y felicita a GANA por la manera en que ha votado en los últimos meses. “Han actuado con bastante responsabilidad y eso permite que exista el escenario, no para hacernos grandes ilusiones, pero sí debemos estar atentos a buscar grandes entendimientos”, ofreció.

Juan Valiente, por su parte, uno de los diputados más novatos en política que tiene ARENA, también habla de la legitimidad que ha ganado el partido naranja en las urnas. “Hay muchas posibilidades de convergencia en algunos temas que pueden ser críticos para el país, como votar por más presupuesto para la Fiscalía… yo sí veo las posibilidades de hacer alianzas en puntos específicos que sean convenientes para los ciudadanos y para el país”, expresó.

Para Valiente, GANA ha caído en la cuenta de que perderán las simpatías logradas si siguen apoyando a un FMLN que luce desgastado y mal visto por la población. “Habría que ver cómo caminamos en estos meses que quedan antes de elecciones, habría que evaluar las coincidencias y dependiendo de esas experiencias vamos a construir soluciones”, manifestó.

Quijano remató que “como fuerzas de derecha debiéramos tener la mente abierta para buscar acercamientos con fuerzas que tuviéramos visiones en alguna medida compartidas”, y tampoco descartó en una gran alianza contar con el PCN y PDC para destronar al FMLN.

Por ahora Gallegos sigue manteniendo que su fracción no se encuentra distanciada del FMLN ni cercana a ARENA, sino que están más bien consolidando su identidad y que seguirán votando por los intereses ciudadanos. “Eso no lo debe ver el Frente como una afrenta, ni ARENA como que nos estamos acercando a ellos. Es simplemente que nos estamos rigiendo por lo que consideramos o no votar”, aclaró.

Lo cierto es que GANA ya no es el mismo partido de 2009. “Hemos madurado”, señaló el dirigente. Y esa madurez pasa por autodefinirse como de centro derecha, nunca de izquierda por lo que la alianza mantenida con el partido FMLN en estos momentos ya no parece tan natural. “No somos de izquierda… No debe extrañarle a alguien que en algún momento podamos tener alguna plática y algún esfuerzo en común con ARENA”, enfatizó como despejando dudas y desmarcándose de sus hasta ahora aliados.

Comentarios