• Diario Digital | miércoles, 10 de agosto de 2022
  • Actualizado 14:34

Política - Entrevista

Leonardo Bonilla: “Hay que trabajar por dejar un legado para que la gente vea necesario tener diputados no partidarios”

El primer diputado no partidario de la historia democrática de El Salvador adelanta que el primer año de su trabajo se verá marcado por el tema de austeridad  y que de los $15,000 que se le entreguen para asesores solo va a usar el 50% de los fondos. Actualmente, solo cuentan con dos expertos.

Leonardo bonilla, independiente, diputado
Leonardo Bonilla: “Hay que trabajar por dejar un legado para que la gente vea necesario tener diputados no partidarios”

A poco tiempo de cumplir un mes como el primer diputado no partidario de la historia democrática de El Salvador, Leonardo Bonilla considera que se ha comenzado a desarrollar la agenda que pretendía y que para su primer año de gestión está enfocada en temas de austeridad.

El parlamentario va a disponer de $15,000 para su equipo de trabajo de los cuales señala que solo va a ocupar el 50%, esto para demostrar que será consecuente con lo que promovió durante su campaña como candidato.

En caso de ser necesario, Bonilla señala que va a rendir un informe completo sobre las nuevas contrataciones que va a realizar para su equipo de asesores, el cual de momento solo está conformado por dos expertos.

En cuanto a su trabajo como diputado, Bonilla señala que la ideología con la que se identifica lo hará ser aliado tanto de los bloques de derecha e izquierda, además ha anunciado que una de sus primeras iniciativas será para que sectores de la sociedad civil se involucren en la elección de los magistrados de las salas de la Corte Suprema de Justicia que se deben de elegir.

Afronta el reto de ser el primer candidato no partidario de la historia, ¿Cuáles son sus proyecciones en esta legislatura?

Este es un reto grande, la idea era llegar varios para actuar como fracción ya que teníamos una agenda en común. Estamos optimistas y creemos que vamos a cumplir con las expectativas de la sociedad.

Asumir solo yo implica que queda en mí el reto y tengo la gran responsabilidad de cumplir con una agenda que parece imposible, pero hay que trabajar por dejar un legado para que la gente vea necesario tener diputados no partidarios. 

Me comprometí mucho con la austeridad, ya hemos comenzado a razonar votos. Ya hemos hablado de temas presupuestario, del equipo que se quiere conformar, ideas de iniciativas de ley que se quieren plantear, vamos a mantener en agenda el tema de transparencia y seremos consecuentes con lo planteado.

En momentos que se habla de austeridad se revela que cada diputado tiene disponible $15,000 para asesores, ¿Cómo va a trabajar usted?

De forma oficial no he sido informado sobre el presupuesto, entiendo que son $15,000 . He criticado la contratación indiscriminada de asesores y en mi caso seré austero y calculo utilizar el 50% de los fondos. 

¿Cómo está conformado su equipo de trabajo?

De momento, solo tengo dos asesores, también tengo una administradora y un colaborador técnico.

En algún momento, podré contratar a una persona, pero me comprometo a demostrar quién es y los motivos por los que va ser contratado.

¿Qué opinión le merecen los diputados que dicen que su grupo de asesores incluye gente que hace trabajo de campo?

El diputado electo es el que tiene que salir y si tiene gente en el campo no tiene que estar en la planilla, porque es gente que trabaja para el país llevándole los problemas al legislador. Pero lo mejor es que el diputado salga al campo. 

¿Sigue en comunicación con el resto de no partidarios?

Sigo comunicado con la mayoría de candidatos no partidarios, incluso con aquellos que el TSE no dejó inscribirse como candidatos algunos de ellos acompañaron la campaña, trabajamos en el escrutinio y ahora en proyectos de ley a presentar.

Seguimos trabajando juntos aunque no estén en la planilla de trabajo. Hay temas en los que vamos a tener diferencias, pero en agenda común están dispuestos a dar su aporte al país.

¿Con qué idelogia llega a la Asamblea Legislativa?

Soy muy de centro, me identifico mucho con la corriente liberal progresista, la cual es muy moderna y aquí ni se escucha. En El Salvador no pasamos del Barcelona-Real Madrid, blanco o negro e izquierda o derecha.

La mía no es una corriente simplista sino es una que analiza situaciones para construir propuestas, eso va a permitir que yo en momentos vote con la izquierda en algunos proyectos y con la derecha en otros. Esa es un ventaja.

¿Qué temas son los que le interesan y de qué forma los va a abordar?

Mi plataforma gira en tres ejes, la primer línea es transparencia y anticorrupción, para un primer año; educación para el segundo y medio ambiente el último año. Aunque podría cambiar tiempos.

En transparencia es el actuar político de la Asamblea, eliminación de privilegios, esa voz que ha estado sonando desde la sociedad civil presionó para que algunos privilegios se quitaran, todavía quedan temas pendientes.

¿Qué temas quedan pendientes?

Reducción de junta directiva me abstuve a votar porque no disminuyó acorde a la voluntad expresada en las elecciones, tema de reducción de diputados y el edificio legislativo que son temas que están amarrados.

El edificio se construyó para 60 diputados, el presupuesto que implica mantener a los diputados por asesores y los temas de corrupción que ocupan la agenda para ordenar la política y legislar a través del pueblo.

¿En cuáles comisiones va a estar trabajando?

Formo parte de cuatro comisiones, por la agenda que tengo. La comisión política es importante ya que en este momento entramos a elecciones de segundo grado y vamos a intentar integrar la subcomisión para estudiar perfiles para transparentar.

La idoneidad la tengo, ya que los magistrados deben de ser no partidarios para representar a una institución, eso no significa que no tenga ideología pero se quiere a alguien sin vinculación política para que no favorezca a un partido o sectores en especial.

¿Cómo ve el proceso que se tuvieron en anteriores elecciones de segundo grado?

Son procesos muy cuestionados, desde la sociedad civil muchos sectores han cuestionado los vacíos que se tienen y que permiten arreglos para repartirse instituciones. Por ello es que se exigen nuevos mecanismos para tener funcionarios idóneos.

Quiero que organizaciones de la sociedad civil sean vigilantes para que los perfiles elegidos cumplan con lo exigido en la Constitución y ya estamos trabajando para que se dé esto y se debata en el pleno.

En sus primeros días como diputado y al ver como se conformó la junta directiva, ¿ha detectado arreglos bajo la mesa?

Por ahora no, pero estos son difíciles de detectar cuando no se es participe, quizá por estar en temas polémicos estos no se han dado, pero espero que en esta legislatura no se den. 

Creo que hay una Asamblea muy plural que va a obligar a negociar a todos los partidos que la conforman, especialmente en los temas de país en los que voy a estar yo para dar mi punto de vista.

Comentarios