• Diario Digital | miércoles, 12 de agosto de 2020
  • Actualizado 08:43

Servicios - GESTO DE BONDAD

VIDEO: Café con pan para los “bulteros” de Apopa que fueron olvidados en esta emergencia

Se quedaron sin obtener ingresos por falta de clientes y no tienen ayuda de ninguna institución.  
Esto hombres se ganan la vida cargando todo tipo de paquetes. Foto tomada del Facebook de Leoncio Isaac.
Esto hombres se ganan la vida cargando todo tipo de paquetes. Foto tomada del Facebook de Leoncio Isaac.
VIDEO: Café con pan para los “bulteros” de Apopa que fueron olvidados en esta emergencia

En vista del impacto que ha generado la pandemia del coronavirus en Apopa, un grupo de ciudadanos salieron a las calles a ver de qué manera podían ayudar a los más necesitados.

En su recorrido por la ciudad vieron que más de una docena de hombres de diferentes edades se habían quedado sin obtener ingresos por la falta de clientes al mercado local. Todos se ganan la vida cargando “bultos” a pequeños comerciantes y la población en general.

Con muchas limitantes, los buenos ciudadanos –conocidos como grupo humanitario “Camino a Capernaum”– obtuvieron ingresos de salvadoreños en el exterior para comprar de un pequeño desayuno a los cargadores, el cual consistió en una taza de café y pan francés relleno.

“Hemos venido a regalarles café con pan a los trabajadores que ejercen un trabajo muy noble y digno de admirar: los cargadores. El cafecito con pan ha sido patrocinado por compatriotas y miembro del grupo en el extranjero Manuel Anaya”, dijo Isaac Zamora, vocero del grupo.

Por unos instantes, los cargadores dejaron a un lado sus carretas y se colocaron en el parque central de la ciudad para disfrutar del desayuno. “Gracias a todas las personas que han contribuido en esta labor humanitaria durante esta pandemia”, comentó Zamora.

Tomado del Facebook de Leoncio Isaac.

Ayudan ab bulteros de Apopa Foto tomada de Leoncio Isaac 2

El grupo humanitario compartió con los cargadores un rico café la mañana de este viernes. Foto tomada de Leoncio Isaac.

Comentarios