• Diario Digital | miércoles, 22 de enero de 2020
  • Actualizado 18:53

Sucesos - SONSONATE

Dormilonas le dan jugo de naranja a sacristán para sedarlo y robarse el Niño Dios de iglesia en Izalco

La imagen tiene más de 100 años de antigüedad y es considerada un bien cultural.
Dormilonas le dan jugo de naranja a sacristán para sedarlo y robarse el Niño Dios de iglesia en Izalco

Dos mujeres sedaron al sacristán de la iglesia Nuestra Señora de los Dolores, en Izalco, Sonsonate, para hurtar la histórica imagen del Niño Dios.

Este es el segundo caso en menos de una semana en la que un templo católico es blanco de delincuentes.

De acuerdo con información dada a conocer por la parroquia, el hecho ocurrió la tarde del 6 de enero.

Las averiguaciones del caso indican que dos mujeres se acercaron a Ronald Toledo, sacristán de la iglesia, haciéndose pasar por feligreses para conversar, después le ofrecieron jugo que naranja y el joven aceptó.

Minutos después, el religioso cayó desorientado y con mareos, momento en que las féminas aprovecharon para ingresar hasta la zona donde se encontraba la imagen del Niño Dios y lo hurtaron.

Las autoridades religiosas creen que en la bebida fue disuelto un tipo de sedante, pues el sacristán perdió el conocimiento durante varias horas.

El sacerdote de la iglesia publicó en su cuenta de Facebook: “Oramos por la recuperación del joven que nos ayuda en el templo. En el hospital San Miguel de Sonsonate. Lo sedaron completamente al muchacho. Doblemente daño: robo de imagen del Niño Dios y daño a la vida de Ronald”.

Debido a que la imagen es considerada un bien cultural, la Iglesia avisó a la Policía y al Ministerio de Cultura.

La imagen tiene más de 100 años de antigüedad, aseguraron fuentes de la parroquia.

Este es el segundo caso de saqueó en una iglesia reportado por las autoridades en menos de una semana, el primero de los casos sucedió el jueves dos de enero cuando un hombre se hizo pasar por feligrés para hurtar el Niño de Belén de la iglesia El Rosario, ubicada frente al parque Libertad, en el Centro Histórico de San Salvador. 

Niño Dios robado

Comentarios