• Diario Digital | martes, 15 de octubre de 2019
  • Actualizado 07:30

Sucesos - LEY LEPINA

El Conna en contra de que los padres castiguen físicamente a sus hijos

La subdirectora de Derechos Individuales del CONNA, Vanesa Martínez, lamentó que muchos padres de familia utilicen la violencia física o psicológica contra sus hijos como castigo

El Conna en contra de que los padres castiguen físicamente a sus hijos

El Consejo Nacional de la Niñez y de la Adolescencia (CONNA) informó que muchos padres de familia cuando castigan a sus hijos lo hacen de manera incorrecta porque violan la integridad personal al insultarlos o con disminuciones como “Sos tonto, no servís” y eso, dijeron, pasa a diario.

La subdirectora de Derechos Individuales del CONNA, Vanesa Martínez, lamentó que muchos padres de familia utilicen la violencia física o psicológica contra sus hijos como castigo “no nos responsabilizamos de la conducta, simplemente los maltratamos”, indicó.

“En el caso de los niños (de castigo) es muy común la violencia física, psicológica y verbal porque el chancletazo va acompañado de un insulto o de una disminución del niño como un sos tonto, no servís. En el caso de las niñas se reporta el abuso sexual y acoso sexual. Todas esas situaciones violan la integridad personal”, explicó Martínez.

Por esta razón, dijo, no están de acuerdo con que se aplique castigo físico contra los infantes y se apoya en el principio de que todas las personas, sin distinción de nada, son iguales, y si alguien le pega a otra persona incurre en un delito.

“Los seres humanos no podemos pensar de que la violencia resuelve problemas, ese es el principio básico, entre todos nos respetamos unos a otros, en nuestra integridad física, yo no le puedo jalar la oreja a usted porque se porta mal, igual es con un niño, no es menos ser humano un niño que un adulto, no es menos ser humano una mujer que un hombre, de eso se tratan los derechos humanos. Si tu no le puedes pegar a tu esposa, tampoco le puede pegar a tu niño, porque es ser humano igual que tú”, dijo la subdirectora del CONNA.

Un agravante que ocurre en este tipo de casos donde los padres castigan con violencia a sus hijos, dijo Martínez, es que el adulto se aprovecha de su tamaño, fuerza y autoridad y son prácticas que deben eliminarse.

“Ellos muchas veces de pequeños no van a levantar la mano porque te respetan, te quieren, te aman y ellos van aprendiendo de que en medio de lo que es amar es golpear y llegamos a adultos y tenemos feminicidios, esa es una consecuencia”, dijo.

Agregó que mientras una persona ejerza sobre otra violencia, independientemente si se trata de un castigo de un padre a sus hijos, esta se seguirá reproduciendo y se está enseñando a los menores como una forma de solución de los problemas.

“Nos ocurre que en los estacionamientos se pelean por un parqueo y terminamos a balazos, de ahí comienza el problema y por qué es importante decir basta a los golpes y gritos a los niños y niñas. Dejemos de inculcar cultura de violencia entre nosotros”, dijo.

El error de la “corrección moderada”

El maltrato físico está sancionado dentro de la Ley de Protección Integral de la Niñez y Adolescencia (LEPINA) y no importa si es ejercido por cualquier persona ya sean sus padres o familiares

“Las niñas, niños y adolescentes deben ser tratados con respeto a su persona e individualidad y no pueden ser sometidos a castigos corporales, psicológicos o a cualquier otro trato ofensivo que atente contra su dignidad, sin perjuicio del derecho de la madre y padre de dirigirlos, orientarlos y corregirlos moderada y adecuadamente.” reza el artículo 38. Martínez señala que hay un error en esa normativa.

“En el caso de los niños y niñas la ley ha cometido el error en decir la ‘corrección moderada’, entonces se malinterpreta y se piensa: A bueno, él se portó mal o como está más grande más fuerte le voy a pegar y tenemos niños quemados con un tizón, tenemos niños amarrados a árboles y debajo de la lluvia como formas de castigo”, dijo.

Para evitar esas formas de castigo, dijo la experta, se debe prohibir toma forma de violencia entre seres humanos sin importar edad, sexo, o si viene de parte de su familia. Añadió que el CONNA está ejecutando planes para prevenir maltratos.

La institución tiene un programa de radio en el que se busca dar pautas a los padres de familia para que se sienten a hablar con sus hijos “sin llegar a los golpes y gritos”.

chancletazo

Comentarios